La artista ha confesado en el Daily Mail que su época como cantante ha pasado ya a una vida mejor, que poco o nada tiene que hacer ahora en un mercado discográfico como el actual. "Creo que sería muy difícil para mi seguir con mi carrera musical. La industria ya no es lo que era. Sé, además que nunca podría llegar a convertirme en la mejor cantante del mundo. Soy consciente de ello", dice la esposa del madridista al rotativo.

Nueva profesión

Claro está, ante el abandono de la vida musical, Victoria se ha buscado una nueva profesión con la que seguir aumentando las cuentas de la familia. A partir de ahora, la ex cantante se dedicará a diseñar ropa. "Diseñar ropa para mi es algo muy sencillo, natural. Vivo en España y tengo dos hijos, así que ello me lleva la mayor parte del tiempo. El resto, lo que me sobra, lo dedico a diseñar porque es mi gran pasión", apostilla en el reportaje.

¡SUSCRÍBETE!