Kanye West y Kim Kardashian, ¿los nuevos Beckham?

El rapero y la estrella de la tele aspiran a ser la pareja más glamourosa del momento

REDACCION TENDENCIAS 25/02/2013 - 06:25 CET

Los matrimonios y emparejamientos entre celebrities son un fenómeno bastante habitual, y es que el estilo de vida que conllevan la fama y el dinero acaban acercando a los famosos. Es el caso, por poner algunos ejemplos, de Shakira y Piqué, Beyoncé y Jay Z, Taylor Swift y Harry Styles, Brad Pitt y Angelina Jolie y la que podríamos calificar como la madre de todas las parejas glamourosas de los últimos años: los Beckham. Y ahora que estos últimos han decidido abandonar de forma definitiva los Estados Unidos, los más ansiosos aspirantes a su trono son los multimillonarios Kanye West y Kim Kardashian.



Pocas personas alcanzan el inmenso afán de protagonismo  que caracteriza a al rapero y la estrella de la telerrealidad, y ahora que Kim se encuentra en estado de buenaesperanza, ha decidido capitalizar el lado más fashion de su embarazo, copiando los estilismos que en su momento lució Victoria Beckham. Así lo explicaba una fuente cercana a la pareja a The Daily News “A Kim le encantan los recursos de Victoria para potenciar sus curvas durante el embarazo. Kim se pasa horas con su madre, Kris Jenner, y su equipo, analizando las fotos de la ropa que ésta llevó durante su maternidad”.


La admiración/obsesión de la mayor de las Kardashian por los Beckham no es nueva: en marzo de 2012 se rumoreó que la empresaria estaba interesada en adquirir la mansión que la pareja británica tenía en Londres, conocida como Beckingham Palace y valorada en unos 21,7 millones de dólares.

Última hora 40

IMPRESCINDIBLES

El baile más sexy de Cheryl Cole, en gifs

Apréndete bien la coreografía de Crazy stupid love

Striptease total en el Gran Hermano británico

Una de las concursantes se quitó toda la ropa

Las mejores fotos de One Direction

La boyband británica, como nunca la habías visto

Zac Efron: escalando y sin camiseta

El actor presume de físico en el programa Running Wild