• LISTA DE LOS40
  • PROGRAMAS + -
  • VÍDEOS
  • GIRAS
  • CINE / TV
  • BigBang
  • ESTILO
  • INTERNET
  • JUEGOS
  • CÓMICS
  • LOS40 MUSIC AWARDS
  • © PRISA RADIO -
    GRAN VÍA, 32. 28013 MADRID [España]
  • MAPA WEB AVISO LEGAL POLÍTICA DE PRIVACIDAD POLÍTICA DE COOKIES

    Martiño Rivas y Ana de Armas nos cuentan los secretos de Por un Puñado de Besos

    La película narra una historia de amor moderna por las calles de Madrid

    Ana de Armas y Martiño Rivas se lanzaron a filmar la historia de amor entre Sol y Dani en la última película de David Menkes, director de la archifamosa Mentiras y Gordas. Sol y Dani podrían ser vistos como la generación anterior a aquella de adolescentes desfasados que pasan el verano de sus vidas. Su día a día es más calmado, sus historias van más allá y el amor busca su lugar en todo momento. Por un Puñado de Besos cuenta la historia de amor entre Dani y Sol, una joven infectada con VIH. Los dos actores nos contaron todos los detalles de esta historia que a buen seguro emocionará a más de uno

    ¿Cómo os decidís a participar en una película que toca un tema ‘olvidado y tabú’ como esta?

    Martiño: Ese no es el leit motiv de la película, es un componente más de la historia de estos personajes. A mí era algo que me preocupaba porque creo que merece ser tratado con respeto y delicadeza pero David (Menkes) en ese sentido en cuanto hablamos con él nos tranquilizó. Aborda el tema desde un lugar honesto que ayuda a vencer los estigmas.

    ¿Y tú Ana, por qué te decidiste a trabajar?

    M: ¡Porque quería trabajar conmigo!

    Ana: (Se ríe) ¡Exacto! Cuando supe que Martiño aceptó yo dije que sí.

    Martiño, me has dicho que la enfermedad no es el hilo conductor de la película, ¿cuál sería el leit motiv?

    M: Tan sencillo como aprender a perdonarse a uno mismo y aprender a perdonar a los demás.

    A: Yo creo que hay varios mensajes en la película y en el fondo podría ser hablar del SIDA como podría haber sido cualquier otra situación u otra enfermedad, lo que impidiera el amor entre estas dos personas. Yo creo que todo se resume en perdonar, no guardar rencor, creer en la gente, dar segundas oportunidades… Además de, por supuesto, aceptar lo que te ha pasado y ser feliz con tu vida. Yo creo que hay gente que sabe ser feliz y gente que no.

    ¿Preparasteis el papel de alguna manera especial, con asociaciones, enfermos o doctores?

    A: Yo, personalmente, muchísimo antes de saber esto, por cosas de la vida conocí a gente infectada por el virus y sabía más o menos de qué va la enfermedad. Investigación no había que hacer mucha pues a Sol (su personaje) no se le ve en ningún momento tomando pastillas y además los médicos hacen un papel paternal, de ese padre con el que ella no puede hablar.

    Ahora que el SIDA prácticamente no existe a nivel institucional, ¿creéis que hace falta más concienciación para la gente joven?

    M: Pero es que no es solo cuestión de esa enfermedad, hay muchas otras de transmisión sexual que se pueden contraer si no utilizas un condón. Quizá sea menos divertido pero yo creo que a la larga te compensa tomar precauciones, por tu salud y por tu vida.

    ¿Cómo conseguís tratar un tema tan serio de manera luminosa?

    A: Bueno, eso fue la visión de Menkes. Él desde el principio tomó esa postura pues yo recuerdo haberle preguntado por qué no tocábamos el tema más de manera seria y él no quería. Me dijo que era una película positiva y que no había que ahondar en el drama.

    M: No estamos haciendo cine social…

    A: Exacto, no estamos haciendo social y no queremos educar ni criticar.

    ¿Os habéis visto en la encrucijada de mentir para sobrevivir?

    M: Tanto como mentir no, pero yo soy muy de medias verdades que a fin de cuentas no es ninguna mentira.

    Y Martiño, ¿tú hasta donde llegarías por un trabajo?

    (Ambos se ríen)

    M: Siempre me meto en líos respondiendo a esta pregunta…

    Hombre, ten en cuenta que eres un poco el malo de la historia…

    M: La verdad es que me interesaba eso dado que no es un galán al uso y puede llegar a vérsele como el villano,el antagonista. Yo por un trabajo lo único que puedo hacer, a diferencia de Dani (su personaje) es ir a la prueba de cásting y que me salga lo mejor posible.

    Para terminar, Martiño, ¿qué es lo mejor de rodar con Ana?

    M: Si trabajas con gente buena evidentemente te van a hacer mejor a ti. Ana es una de esas personas, le puedes pasar el balón y lo hagas como lo hagas lo va a recibir de manera espectacular.

    Y Ana, ¿qué es lo mejor de trabajar con Martiño?

    A: Jolines, después de eso… A Martiño como persona y como actor lo admiro muchísimo y además él es súper inteligente. Admiro mucho a los actores que se preparan para un papel y estudian, y Martiño es uno de ellos. Me lo pone siempre muy fácil cuando trabajamos juntos.

    TE RECOMIENDO


    Comentarios

    LOS40

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?