Dino

Moongirl y Dinosaurio Diabólico, aire fresco para el ‘territorio Marvel’

Lunella Fayette es la niña más inteligente de planeta y posiblemente, uno de los personajes más inteligentes de todo el universo Marvel. Encerrada en una vida de "niña normal" e incomprendida por quienes la rodean, su único interés es cambiar el mundo a mejor, pero aprenderá que no es una tarea que pueda llevar a cabo un pre-adolescente en solitario.

Una noche encuentra lo que ella reconoce como "proyector omni-onda", una esfera verde cuyo cometido resulta un misterio hasta para ella. Cuando su profesor de deporte activa accidentalmente este dispositivo se abre un portal espacio-temporal que permite el acceso de un grupo de neandertales violentos y un tiranosaurus-rex rojo al tiempo presente.


Además, Lunella vive bajo la amenaza de una posible "nube terrígena", una especie de niebla verde que, si entrara en contacto con ella, activaría sus genes "inhumanos" y acabaría por transformarla; y está convencida de que esa esfera verde es la clave para poder evitar esa transformación. Cuando los neandertales acceden a la Nueva York del tiempo presente, la "sagrada-gema-noche" que es como conocen ellos a la esfera, acaba en las manos equivocadas y Lunella buscará la forma de recuperarla.

De esta forma arranca una historia divertida en la que una niña y un dinosaurio tendrán que entenderse para sacar lo mejor de sí.


Sin mayor pretensión que la de hacernos pasar un buen rato, Moon Girl y Dinosaurio Diabólico supone un soplo de aire fresco que, si bien tiene un cameo de Hulk en sus páginas, poca relación guarda con la biblioteca "Marvelita" que acostumbráis a leer. En esta lectura prima un sentido de humor muy sanote y algo de "pequeña locura" que la convierte en "apta" para cualquier lector (de cualquier edad).

El elenco elegido para el arranque de la serie es desconocido para mí, pero entre los nombres destaca el de Natacha Bustos, la española que pone los lápices en la historia y lo hace con mucho estilo. Un dibujo simpático, con aire "cartoonero" e infantil, que parece perfecto para contar una historia tan bizarra como la de Moon Girl y su dinosaurio.


Lo dicho, por mucho logo de Marvel que tenga en la portada, esta es una de esas lecturas creadas para diversificar y desintoxicar el exceso de super-heroes series que tienen en sus manos el destino de la galaxia. Si buscas aire fresco, es una muy buena opción.


TE PUEDE INTERESAR

Dos de los mejores mangas que podéis encontrar

Este mes acaba BIOMEGA, continúa Berserk

Dos de los mejores mangas que podéis encontrar

Esta semana se hace historia
Si no la tienes en tu biblioteca, ha llegado el momento…

Kingdom Come siempre será una obra maestra

Si no la tienes en tu biblioteca, ha llegado el momento…