Escucha radio en directo y las nuevas radios online

Esta es la historia que no conocías de Cristina Boscá

Siempre hay algo que descubrir de nuestra locutora de Anda Ya!

Esta es la historia que no conocías de Cristina Boscá

Cristina Boscá nos cuenta su historia...literaria

Es alegre, divertida, fan de Justin Bieber y apasionada del surf y el crossfit. Está al día de las últimas tendencias, es una gamer de altura y su vida gira en torno a la música. Nos despierta cada mañana junto a Dani Moreno 'El Gallo' en el morning de LOS40, Anda Ya!, y las redes sociales nos hacen un buen retrato de lo que es su vida. Pero aun así, nos quedan muchas cosas que descubrir de Cristina Boscá, una de ellas tiene que ver con una de sus nuevas facetas, la de escritora. Triunfa con las dos primeras partes de su fanfiction inspirada en los Gemeliers y la lectura ha formado siempre parte de su vida.

Ya están aquí!!!

Una foto publicada por Cristina Boscá (@cristinabosca) el

Su primer recuerdo tiene que ver con esa época en la que llevaba uniforme gris "y algo rasposo". Un recuerdo que "me devuelve al sofá de la primera casa en la que viví y en la que me sentí seducida por una historia protagonizada por un niño que sufre rechazo en el colegio por llamarse Aniceto, al que luego llamarían, el vencecanguelos".

Así empieza su primera relación con los libros. Luego llegaron las lecturas obligatorias del instituto: Tirat lo blanc, El poema del Mío Cid. Fue solo el comienzo de una historia en la que los grandes clásicos y los contemporáneos han ido formando su gusto por la literatura. Hoy conocemos mejor a Boscá, a través de sus lecturas que, como siempre, puedes encontrar en Librotea.

#20 poemas de amor y una canción desesperada (Pablo Neruda)

"Me dió muy fuerte por la poesía romántica. Me leí todo lo que encontré de Gustavo Adolfo Bécquer y Pablo Neruda, en especial este libro de poemas". Todo un clásico que ha hecho suspirar a más de uno.

Neruda, un icono del romanticismo /

#Luces de bohemia (Valle-Inclán)

Tras la poesía romántica, Boscá se dejó seducir por el teatro que, "por aquella época se convirtió en el centro de mi vida. Además de leer y memorizar las obras que interpretaba en el instituto, configuré una lista de lectura con las recomendaciones que me habían hecho personas a las que admiraba". En esa lista había clásicos como Luces de bohemia de Valle-Inclán o Hamlet de Shakespeare que "me fascinaron".

#Sin noticias de Gurb (Eduardo Mendoza)

Boscá reconoce que "entre clase y clase, los libros iban de una mochila a otra. Intercambiábamos opiniones y nos recomendábamos esos libros que no podíamos quitarnos de la cabeza. Así acabó en mis manos este. Me lo leí del tirón y con pena al ver que era tan finito como maravilloso. Sin duda, uno de los libros más divertidos y sorprendentes que he tenido la suerte de leer". Mendoza es uno de sus favoritos, "no tardé en colocar en mi estantería virtual La aventura del tocador de señoras o La ciudad de los prodigios. Y digo virtual porque no soy de coleccionar, soy bastante desprendida. De hecho, cuando un libro me gusta, me empeño en que la gente lo lea y lo acabo prestando, asumiendo que la probabilidad de que vuelva a mis manos es la misma de la de encontrarme un unicornio paseando por la playa".

#Rayuela (Julio Cortázar)

"Fue una petición específica que hice a los Reyes Magos algún año", nos cuenta Boscá, "lo leí con altas expectativas por lo mucho y bien que me habían hablado de él y, no me decepcionó. El juego de poder elegir cómo leerla me mantuvo intrigada y emocionada".

#Tokio Blues (Haruki Murakami)

"Fue otra de las recomendaciones especiales que también logró capturar mi atención", explica. También lo hicieron Todo lo que podríamos haber sido tú y yo si no fuéramos tú y yo de Albert Espinosa o La mecánica del corazón, de Mathias Malzieu. Fueron lecturas sorprendentes, rápidas y que dejan poso".

Tokio Blues llegó al cine /

#Tommynockers (Stephen King)

"Ahora que estoy obligándome a recordar...Me viene a la cabezaq una Cristina adolescente que se metió en el coche de sus padres buscando intimidad y silencio para poder leer sin distracciones, lejos de la escandalosa casa repleta de familiares en Navidad, Tommynockers".

#Los pilares de la tierra (Ken Follet)

"Hay libros agradables, sorprendentes, intersantes, turbios... Pero no todos son adictivos y si un libro te engancha, te hace sentir un placer especial que nada tiene que ver con leer por leer, se convierte en una necesidad, en un regalo que te haces a ti mismo cada vez que le puedes dedicar un rato", asegura. "Uno de los libros que más me ha enganchado nunca ha sido Los pilares de la tierra de Ken Follet. Me declaro fan absoluta de sus historias. Es magnífica, por ejemplo, su trilogía The century sobre la primera guerra mundial, la segunda guerra mundial y la guerra fría".

Los pilares de la tierra se convirtió en serie de televisión /

#La sombra del viento (Carlos Ruiz Zafón)

Si hablamos de libros que enganchan, "otro autor que me mantuvo pegada a sus páginas con devoción fue Carlos Ruiz Zafón que me hizo vibrar con esta novela", reconoce. "También Sarah Lark con su Trilogía de Nueva Zelanda me ha permitido viajar sin moverme de casa y conocer otras épocas a través de sus románticas y duras historias coloniales".

#Blitz (David Trueba)

Está claro que no hay género que Boscá descarte "ni título que me genere prejuicios. Cualquiera puede abrirnos un mundo sorprendente con el que emocionarnos. Historias peculiares, vídas sorprendentes, contadas con magia y maestría como Blitz de David Trueba o El mundo de Juan José Millás".

#Persiguiendo a Silvia y Encontrando a Silvia (Elisabet Benavent)

"¿Puede haber algo más bonito que sentir que te enamoras?", se pregunta. "Esto también lo consiguen los libros, en especial, los de Elisabet Benavent. Es toda una especialista en contar historias divertidas con las que te hace volar. Persiguiendo a Silvia y Encontrando a Silvia, son mis preferidas". Ahora las dos compartes ratos inolvidables en Anda Ya!.

 #Lugares que no quiero compartir con nadie (Elvira Lindo)

"Otro de mis vicios con la lectura es sumergirme en historias ambientadas en los lugares que voy a visitar, como Brooklyn Follies de Paul Auster o la novela experimental autobiográfica de Elvira Lindo, Lugares que no quiero compartir con nadie, que leí durante mi viaje a Nueva York".

 Años salvajes (William Finnegan)

"Para terminar, el último libro que me ha cautivado es el que tengo entre manos en este momento. Este Premio Pulitzer que habla sobre Los Ángeles, Hawai y su pasión por el surf".

TE RECOMIENDO


TE PUEDE INTERESAR