ENTREVISTA

Love of Lesbian, el triunfo de "el corazón y la emoción"

Más sobre:

Love of Lesbian, el triunfo de "el corazón y la emoción"

Termina la rueda de prensa en la que le entrego a Love of Lesbian el disco de oro por los 20.000 discos vendidos de El Poeta Halley. Me voy con Santi, Juli, Joanra, Uri y Jordi a la trastienda para charlar un rato del trabajo más relevante de sus carreras: Número 1 en ventas, más de 500.000 espectadores en festivales de toda España, dos premios de LOS40 Music Awards y 20 millones de escuchas en streaming.

Acaban de anunciar que matarán al último monstruo pendiente: Tocar a lo grande en Palacio de los Deportes (Wizink Center) de Madrid el 18 de noviembre -18.000 asientos que estarán a la venta desde el martes 21 de febrero-, y hacer dos días seguidos el Sant Jordi Club de Barcelona los días 24 y 25 de noviembre.

Ese último gran reto lo harán como cierre de una gira de salas recomendada por LOS40, y que les servirá "como un gran ensayo" antes de esas actuaciones en las que pretenden mostrar todo lo que han aprendido en 20 años como familia.

¿Os sentís distintos a cuando presentamos El Poeta Halley el año pasado? ¿Más atractivos, ricos o poderosos?

Santi: ¡Más atractivos imposible porque implosionaríamos y sería dramático! (Risas) Ahora en serio, sentimos una tranquilidad de la hostia. La gente ha estado ahí, no te ha dejado de lado aún siendo un disco más complicado. Y además resulta que al final no lo era tanto.

Imagino que provoca mucha satisfacción hacer el disco que te apetece y que las cosas vayan tan bien…

Juli: Es una reafirmación de carácter, de personalidad, de que quizás no estábamos equivocados en lo que soñábamos y pretendíamos. Eso poco a poco nos ha ido llenando de confianza y de autoestima, de saber que a veces los raros de la clase también podían ganar y llevarse a la chica popular.

Santi: ¡Somos como Leonard, de Big Bang Theory! (Risas)

Juli: Llegamos a un punto en el que después de tanto revés y golpe, aprendes mucho y empiezas a valorar tener público, conciertos con entradas agotadas, el disco de oro. Poco a poco te ves con las ganas y con las fuerzas de hacer un disco como este, que se sale de lo que se escucha habitualmente en España.

Vuestra idea inicial era hacer un disco más pausado e inspirado, y por ende menos festivalero, pero al final la gente lo ha disfrutado muchísimo también en los festivales. ¿Salió mal el plan o salió demasiado bien?

Santi: De alguna manera somos los típicos imbéciles que te encontrabas después de un examen que te decían siempre que iban a suspender y después sacaban buena nota. Siempre tienes la esperanza de que las cosas te funcionen, por supuesto -si no, sería absurdo hacer discos-, pero siempre nos ponemos en la peor tesitura. Es una técnica muy filosófica: Hemos pensado en tantos desastres que todo lo que venga a partir de ahora será increíble.

Y en ese contexto, ¿cuál es la canción más celebrada de El Poeta Halley en los conciertos?

Uri: Yo creo que está funcionando muy bien “Planeador” como última canción de los conciertos.

"Planeador" cierra los conciertos de Love of Lesbian en la Gira Halley. 

Santi: También “Incapacidad Moral Transitoria”, “Cuando no me ves” y “Bajo el volcán”. Esas cuatro son las insustituibles dentro de lo que es ahora un setlist de Love of Lesbian.

Jordi: Este es el primer disco que, cuando acabe la gira, habremos tocado entero en diferentes formatos: En sala, en festival o en acústico. Nos vamos adaptando, y mira que a veces pensamos que algunas no van a funcionar, pero la gente las termina haciendo suyas.

Juli: Nos hemos reservado durante un año temas como “El Poeta Halley” o “Males pasajeros” que van a salir ahora en nuestra gira de salas. Lo hemos hecho de un modo muy consciente porque eran canciones a las que creíamos que no les sentaba muy bien el vestido de un festival y necesitaban de la calma y el silencio que otorga una sala.

"Los males pasajeros", una de las canciones más emotivas de El Poeta Halley. 

Disco de oro por más de 20.000 discos vendidos. ¿Cuál es el secreto para vender tantos discos en este país?

Santi: No hay que descuidar nada. Ese es el secreto. Hay que valorar el disco como un “objeto” que pierde valor si, por ejemplo, no le has prestado atención a la portada y has puesto un papel dentro con los créditos y ya. Eso, que parece algo secundario, en realidad no anima a la gente a irse a una tienda a comprar el disco. Si consideras que el objeto puede ser propiamente una obra de arte sí que puedes llegar a conseguir algo dentro de esta “generación streaming”.

¿Por qué ha pasado con Halley y no con otros discos vuestros? ¿Quizás va el indie de tener mucha paciencia?

Santi: ¡Y tanto! Es un trabajo de muchos discos anteriores. Es recoger lo sembrado hace mucho tiempo. Nosotros el estirón en realidad lo dimos con 1999, el resto ha sido una reafirmación. Pero es una muy importante para el grupo porque implica que no hemos sido una flor de un día. Cuando eres un One Hit Wonder debe ser una sensación un poco desagradable, pero si demuestras una década de constancia y de calidad la recompensa se degusta muy bien.

A estas alturas, "1999" tiene ganado el estátus de himno generacional. 

Juli: Nos gustaría creer que podemos transmitir una imagen de marca muy concreta en todo lo que hacemos: En la edición de un disco, en la creación de canciones, en cómo planteamos un concierto… Que la gente tenga la sensación de que, sea lo que sea que hagamos, le vamos a poner todo el corazón y la emoción. Esperamos que esa sea nuestra bandera.

¿Dónde tenéis los dos premios que ganasteis en LOS40 Music Awards?

Jordi: ¡Es el primer premio que me llevo yo a mi casa! Todos los otros se lo han repartido entre ellos. Por cierto, después de aquella fiesta genial, nos bajamos en una furgoneta del Palau Sant Jordi, metí el premio en la moto y me fui a casa mientras llovía. Esa fue la imagen de un premiado.

Sois indies hasta para eso. ¿Y el otro premio quién lo tiene?

Uri: Lo tengo yo. Está ahí en el comedor, detrás del sofá. De hecho, mi hijo juega bastante con él (Risas). Pero os prometo que está a salvo todavía.

¿Alguna historia en particular de aquella noche?

Santi: A mí me sorprendió muchísimo la diversidad de esos premios. Había gente que jamás pensé que podía tener tan cerca. Estábamos a dos filas de Miguel Bosé, estaban Piqué y Shakira, o Eugenia Martínez de Irujo, que solo la había visto hojeando el Hola en la peluquería. Para nosotros es otra liga en la cual te sientes un poco infiltrado, como un corresponsal del extrarradio.

¿Algún fan os ha criticado por dar este salto?

Juli: Siempre existen. Como esos que se enfadaron porque empezamos a cantar en castellano. Cualquier paso que des hacia alguna dirección distinta va a dejar insatisfecho a alguien. Lo bueno de esto es que nosotros no hemos cambiado un ápice de lo que queríamos hacer, seguimos comportándonos del mismo modo. De hecho creo que, de los nuestros, es el disco menos apropiado para sonar en LOS40 según la idea que yo tenía de vosotros en mi cabeza desde hace años. Pero ahí estamos sonando. Nos parece una maravilla que las cosas cambien.

Santi: Lo que, hasta cierto punto, me parece triste es que porque estés sonando en un sitio haya otros medios que te den la espalda. Nos ha pasado: Hemos notado que algún medio propiamente independiente que, por ejemplo, han justificado que este disco no estuviese entre lo mejor del año pasado porque estamos sonando en “emisoras comerciales”. Nos parece triste porque parece que no puedes agradar de una manera transversal y que cualquier movimiento que hagas, te genera enemistades por otro lado.

En realidad nosotros queremos aportar un sello de emoción y una alternativa. Yo creo que este cambio lo aprovecharán muchos grupos que vienen detrás. Nosotros vamos abriendo camino, y supongo que cuando haces eso te puedes llevar hostias como panes.

El 18 de noviembre tocáis en el WiZink Center (Palacio de los Deportes) de Madrid, y el 24 y 25 tocáis en casa, en el Sant Jordi Club. ¿Qué supone llegar por fin a ese momento en el que os atrevéis con dos de los recintos más grandes e importantes del país?

Jordi: Últimamente parece que sea fácil tocar en el Wizink Center, pero la perspectiva que tenemos desde Barcelona es de vértigo. Son muchas entradas que vender y no es fácil subir a un escenario de esas dimensiones. También este cierre coincidirá de manera especial con el 20 aniversario de la banda, del primer concierto que dimos delante de cuatro personas. Tendrá un punto mágico: Entonces nos llegan a decir que 20 años después podríamos hacer esto y habría sido inexplicable.

Imagino que es un grandísimo momento en vuestra relación como compañeros de trabajo. ¿Cómo están las cosas en la oficina ahora mismo? ¿Cómo os lleváis? ¿Os llamáis por la mañana para daros los buenos días?

Santi: Hemos aprendido a no esperar del otro lo que sabes que no te va a dar, y sobre todo a agradecer eso que te da y tú no esperas.

Ahora que Vetusta Morla son distribuidos por Sony, ¿podríamos decir que el indie como concepto ha terminado?

Santi: Yo creo que siempre existirá el indie. Siempre habrá esa sección de público que desde las esquinas intenta hacer cosas interesantes, y ojalá siga así muchos años. En referencia a nosotros, somos Love of Lesbian y ellos Vetusta Morla. Cada uno tiene un estilo muy particular, que es algo a lo que debería aspirar toda banda: No ser solo un grupo “indie”, tener un sello propio.

Este año relajáis la agenda de festivales y resulta que en 2017, Iván Ferreiro Is The New Love of Lesbian. ¿Algún consejo para que Iván aguante semejante tralla de conciertos durante todo el verano?

Jordi: A estas alturas darle consejos a Iván es una cosa dificilísima. Él nos lleva años de ventaja en todos los aspectos.

Joanra: Más bien, Iván tendría que darnos consejos a nosotros.

Santi: Iván es un survivor. Es un tío que ha bregado en auténticas tempestades tanto de la industria como de su propia vida. Siempre saca lo mejor de cada situación, con lo cual a Iván no le tenemos que dar ningún consejo porque sabe nadar desde hace mucho tiempo en el Atlántico.

Me despido de ellos sabiendo que nos volveremos a encontrar muy pronto.  De aquí a noviembre ofrecerán unos 30 conciertos, entre ellos el mítico #Básico40 que siempre veían en la televisión. Pero además, Love of Lesbian me confiesan que publicarán tres nuevas canciones que se editarán en vinilo. Está claro que la maravilla que viven ya dura algo más que solo un gran hit.

logo LOS40 Trending

Periodista musical. Durante el día rastreo canciones, festivales y artistas nuevos; por la noche los utilizo para alegrarte el oído en LOS40. Si eres tan indie como yo -seguro que sí-, te espero de lunes a viernes a las 23 horas (22 en Canarias) en LOS40 Trending.

logo LOS40 Trending

¡Rayden y Frank Ocean aterrizan en el finde!

Aquí las cinco canciones que deberías llevarte a tus playlists este fin de semana

¡Los indies celebran sus grandes premios!

Estos son los semifinalistas que deberían pasar a la siguiente fase de los MIN

El Mad Cool suma a M.I.A. y más nombres

A falta de un artista, este es uno de los mejores carteles de Europa este verano