100% oficial

8 anécdotas increíbles que nos ha contado The Vamps en su libro

Del arroz que les hizo Taylor Swift al lío con una Fifth Harmony

8 anécdotas increíbles que nos ha contado The Vamps en su libro

The Vamps nos cuentan su historia.

No han pasado ni cuatro años desde que The Vamps publicó Can we dance, su primer single que se colocó, directamente, en el nº2 de los más vendidos en el Reino Unido.

Desde entonces su vida ha cambiado radicalmente y sus cuatro componentes pasaron de ser unos chavales con vidas normales a unos chicos por los que suspiraban millones de jovencitas.

Han sido teloneros de artistas como Taylor Swift y en mayo y junio recorrerán Europa siéndolo de Little Mix.

En este tiempo se han echado novias famosas, han pasado por increíbles fiestas y han protagonizado momentos únicos.

De todo ello hablan en la biografía, publicada en España por Libros Cúpula, en la que ellos mismos, en primera persona, cuentan su historia con la que nos hemos reído mucho.

OMG 📖

Una publicación compartida de The Vamps (@wearethevamps) el

Hemos querido sacar 8 anécdotas increíbles que seguro que os acercarán más al grupo.

#1. EL PRIMER BESO. En el vídeo de Can we dance, Brad tuvo que dar su primer beso de ficción y “fue raro porque en ese momento yo tenía una relación de hacía tiempo”, confiesa.

“Hablé con mi novia primero y a ella le pareció bien pero yo o era consciente de la trascendencia que iba a tener el vídeo”, cuenta Brad, “durante una época no paraban de ponerlo en todas partes y, justo al final, está la escena en que beso a una chica. Tengo que admitir que me daba mucha vergüenza que mis padres lo vieran”.

#2. EL TERROR DE LOS HOTELES. Son muchas las leyendas que corren en torno a los artistas que destrozan habitaciones de hoteles.

The Vamps no han llegado a tanto pero han tenido sus cosas. “Una vez Con y yo estábamos acelerados después de un concierto y tiramos dos bollos de chocolate contra la pared”, cuenta Brad, “por lo general, las bandas lanzan televisores, pero nosotros lanzamos bollería”.

Claro que son chicos buenos y “luego nos sentimos muy culpables y tuvimos que pagar por los daños”, añade, “fue lo menos rock’n’roll que he visto.

#3. LA MENTIRA QUE PUDO DEJAR EL GRUPO EN TRÍO. Connor casi no entra en el grupo pero gracias a una mentira, aquí le tenemos.

Por aquel entonces el grupo era un trío con un contrato discográfico que buscaba bajista (aunque Tristán no viera claro eso de convertirse en un cuarteto).

Encontraron a Connor por Facebook y su perfil decía que tenía 18 años. “Al principio pensamos que era demasiado mayor”, asegura James, “buscábamos a un chico más joven para el grupo, sobre unos 15 o 16 años, al estilo Dougie de McFly”.

Finalmente optaron por conocerle y acabó Con acabó reconociendo que realmente tenía 16 años pero que “había mentido para conseguir seguidores en Facebook”.

Connor estuvo a punto de no entrar en el grupo.

#4. EN MANOS DE TAYLOR SWIFT. Fueron teloneros de la cantante y ella les invitó a cenar en su casa de Beverly Hills.

“Su casa era muy bonita, con una luz tenue y acogedora”, recuerda Con, “estaba muy bien amueblada y tiene un piano de cola en una de las salas”.

Reconocen que ella fue muy amable y cercana y que les hizo sentirse muy a gusto pese a algún inconveniente culinario.

“Yo me sentí un poco mal porque ella había preparado un plato enorme de curri, pero tengo alergia a los frutos secos, así que no podía comer. Le pedí a Joe que se lo dijera porque a mí me daba demasiado miedo. Ella fue muy maja y me hizo un poco de arroz integral”, cuenta Con. Mejor eso que acabar en el hospital.

Taylor Swift ha hecho buenas migas con The Vamps.

No es el único momento que recuerdan con cariño. Al final de su gira Taylor dio una fiesta en su camerino.

“Al final de la noche éramos solo nosotros, Cara Delevingne, Taylor y dos de sus bailarines, charlando”, cuenta James.

The Vamps, Cara Delevingne y Taylor Swift se lo han pasado muy bien juntos.

“Era muy raro porque yo estaba con uno de mis ídolos echándome unas risas como si fuera lo más normal del mundo. Todos estaban bebiendo y haciendo el tonto, y en un momento dado Cara estaba enseñándole a Connor a hacer yoga”, afirma.

#5. MALENTENDIDO CON LAUREN DE FIFTH HARMONY. Cuando The Vamps fueron teloneros de Austin Mahone coincidieron con el grupo de chicas, mantuvieron contacto y finalmente Brad estuvo saliendo con Lauren Jáuregui durante seis meses.

Las agendas tan apretadas que tenían ambos acabó con la relación aunque siguen siendo amigos. Pero claro una ruptura es una ruptura y cuando es reciente no te gusta que todo el mundo te pregunte por ella.

Pero en las entrevistas lo hacían y el resto del grupo intentaba desviar el tema con bromas. En una ocasión James contestó “yo hace tiempo que no he salido con ella” y Tristán añadió, “yo de abril a diciembre”.

La broma se convirtió, a ojos de todos, en una grosería y la cosa se descontroló por redes donde les acusaron de sexistas.

Gettyimages / Fifth Harmony y The Vamps, buenos amigos dentro y fuera del escenario.

“Le mandé un mensaje a Lauren disculpándome de inmediato y ella se lo tomó bien. Entre The Vamps y Fifth Harmony todo estaba bien, pero otra gente hizo una montaña”, asegura James.

Cuando James salió con Sophie Turner, sí, la de Juego de Tronos, sus compañeros también le protegieron, “ellos me ayudaban cuando me preguntaban continuamente por ella”.

James McVey y Sophie Turner fueron pareja.

#6. PASTO DE LOS TIBURONES. En este tiempo juntos han reunido anécdotas de todo tipo, incluso peligrosas.

Por ejemplo un día que estaban en Florida Tris, Brad y Con estaban en el mar con unos flotadores en forma de animal cuando vieron un hombre que nadaba rápido hacia ellos.

“Movía los brazos y gritaba y pensamos que venía a saludar”, relata Con, “pero resultó que era un socorrista que venía a avisarnos de que habían cerrado la playa durante todo el día debido a los tiburones. Nos habíamos alejado bastante y él nos salvó de que se nos comieran”.

#7. LOS AMIGOS ¿NO FAMOSOS? DE JAMES. Antes de estar en The Vamps, James se movía por su cuenta y daba sus conciertillos donde le dejaban en los que coincidía con otros que como él intentaban buscarse un hueco, entre ellos Liam Payne.

“Actué en Birmingham con Diana Vickers hace unos seis años. Ella era cabeza de cartel de un concierto delante de un centro comercial y un tío llamado Liam Payne y yo éramos sus teloneros”, cuenta.

Siguieron manteniendo contacto durante unos meses, “luego cambié de teléfono y perdí su número y no le he visto ni he hablado con él desde entonces. Pero después le ha ido bastante bien, ¿verdad?”, cuenta James.

Gettyimages / En los inicios de Liam Payne, James coincidió con él.

Pero no es el único músico al que conoció antes de hacerse famoso. Lo mismo le ocurrió con Ed Sheeran.

“Conocía un poco a Ed Sheeran antes de que se hiciera tan famoso y hemos retomado el contacto hace poco a través de twitter. Hice una versión de The A Team en 2009 y se la envié para que la viera. La canción aún no había salido, solo se podía escuchar en youtube, y él respondió diciendo que no podía verla porque no tenía portátil. ¡Creo que en esa época estaba viviendo en un sofá”, relata.

James McVey versionó a Ed Sheeran. 

#8. RITUALES. Son muchos los artistas que tienen algún amuleto que les acompaña al escenario o ritual que hacen antes de salir a dar un concierto.

The Vamps también lo tienen, lo del ritual. “Una cosa que siempre hacemos justo antes de salir al escenario es frotarnos las barbillas”, desvela Tristán, “es para darnos suerte”.

“Recuerdo cuando tuve amigdalitis la primera vez que fuimos a Australia. Estaba tan enfermo que me tuve que quedar en Sidney mientras los chicos iban a Brisbane a actuar sin mí. Nunca lo habían hecho antes, así que me llamaron por FaceTime cuando se frotaron las barbillas”, asegura Brad.

Last pre-show chin of the year...

Una publicación compartida de The Vamps (@wearethevamps) el

¡SUSCRÍBETE!