Escucha radio en directo y las nuevas radios online

Así es una noche de fiesta contada (o cantada) en 10 canciones

Lo tiene todo: desde chantajes hasta reggaetón lento

Así es una noche de fiesta contada (o cantada) en 10 canciones

Todos sabemos que una buena noche de fiesta está llena de canciones. Desde que entras al primer pub, donde ya suena Enrique Iglesias de fondo, hasta que llegas a la discoteca y lo das todo con el último pelotazo de Ed Sheeran.

No hay duda: una buena noche en la que salgas de sábado, viernes o incluso de juernes (porque los jueves se llaman así si continúas despierto más tarde de las dos de la madrugada) tiene que tener una banda sonora.

En LOS40 recreamos, con algunas de las estrofas de las canciones del momento, una noche en la que tus amigos y amigas decidís salir. Posiblemente te sientas identificado con alguno de estos momentos y la próxima vez que te pasen decidas cantar. ¿Quién sabe?

00:00 – Comienzo de la noche

Empieza la noche y, como siempre, quedas con tus amigos en el pub de siempre para empezar a beber. Aunque habéis quedado a las 00:00, como viene siendo costumbre en todo grupo de amigos español, hasta las doce y media no estáis todos. Empezáis fuerte, Paula (siempre hay una amiga que se llama así) os invita a chupitos. Inevitablemente te viene a la cabeza la estrofa de Shape Of You de Ed Sheeran:


01:45

Tus amigos y tú ya os habéis puesto al día de todo, habéis jugado un par de rondas al Yo nunca, cantado la canción de Oliver y Benji y el rap de Pokémon y pedido siete veces al camarero que os vuelva a poner golosinas en el plato. No quieres que el ritmo de la noche pare. Son solo las dos, así que decides hacer un Katy Perry en Chained To The Rhythm e invitar a una ronda. Mañana tu bolsillo lo notará, pero esta noche ¿a quién le importa?


02:45

En quince minutos os echan del pub. El camarero, finalmente os ha dicho que no les quedan más golosinas en el almacén. Os los habéis comido todos. Llega el momento más temido de la noche: decidir a qué sitio vais. Algunos quieren seguir de pubs, pero claro, a las tres cierran todos. Otros quieren música indie y otros comercial. El dilema se cierra cuando José (otro nombre que no falta en un grupo de amigos) dice que él solo continúa la noche si vais a su sitio garito preferido. Shakira y Maluma han creado una canción para este tipo de personas:


03:30

Llegáis al lugar favorito de José, porque finalmente se ha salido con la suya. Quizá no te tendrías que haber tomado los dos últimos Gin Tonics ni haber aceptado el chupito de Jageirmeister al que te han invitado, porque cuando te subes a la tarima para darlo todo, creyéndote la mismísima Beyoncé, tu grupo de amigos te recomiendan que te bajes inmediatamente de ahí. Eso sí DES-PA-CI-TO, no te vayas a romper la pierna.


04:15

Tras unos frenéticos bailes en las pista decides dejar la chaqueta en un sofá. En ese momento te fijas en alguien. Se encuentra bailando en el centro de la pista. Piensas en acercarte y bailar la canción de reggaetón que está sonando. ¿Por qué no? Quizá se lo esté pasando genial con sus amigos, pero total, voy a ver si prefiere bailar con un desconocido. Lo mismo tengo suerte. La canción de CNCO, va como anillo al dedo.


4:20

La persona a la que te has acercado no ha aceptado tu invitación. No quiere bailar un reggeaton de esos que no se bailan desde hace tiempo. Solo quiere continuar con sus amigos y no te da ni su nombre, al más estilo Meghan Trainor en su canción No.


5:30

Se acerca la hora de irse, así que decides ir a por tu chaqueta, la que has dejado tan tranquilamente en un sofá. Quién te iba a decir a ti que aquel sofá tan transcurrido de la esquina, donde hay una decena de abrigos de desconocidos iba a ser un mal sitio para guardarla y ahorrarte los 2 euros del ropero? Inevitablemente te viene la estrofa del último hit de Enrique Iglesias, Súbeme la radio:


6:00

Sales de la discoteca y sin saber por qué te acuerdas de tu ex. Te parece que mandarle una nota de voz a las seis de la mañana es una buenísima idea. “Seguro que también está pensando en mí aunque hayamos cortado hace tres años”, piensas y le das a enviar. ¡Mala idea! Esta estrofa de I Don’t Wanna Live Forever de Zayn y Taylor Swift describe perfectamente esta situación.


07:15

A esta hora lo único que te apetece ya es llegar a casa, comerte una pizza precocinada y acostarte sin tener hora a la que levantarte. Solo quieres acostarte en tu cama o en la que sea. Pero dormir. Ha sido una noche larga y posiblemente tengas que hacer el ancla para que toda la habitación no te dé vueltas. ¿Qué es el ancla? Poner una pierna fuera de la cama, tocando suelo. El nombre de la última canción de Blas Cantó representa tu único pensamiento en ese momento:


13:30

Te levantas a la hora de comer con un dolor de cabeza terrible y la boca pastosa. Tienes una resaca increíble y eso que la camarera te juro una y otra vez que las copas no eran de garrafón. Obviamente te mintió como a Sebastián Yatra.



Comentarios

TE PUEDE INTERESAR