Escucha radio en directo y las nuevas radios online

La guerra de Sexo en Nueva York explicada para no iniciados

¿Habrá tercera parte? ¿Quién es la villana en todo esto? ¿Se llevan las chicas tan mal?

La guerra de Sexo en Nueva York explicada para no iniciados

Para entender todo el lío que estamos viviendo con la hipotética tercera parte para el cine de la adaptación de la serie Sexo en Nueva York (que empezó a emitirse en HBO en 1999) deberíamos remontarnos hasta 2010 para no dejarnos nada en el tintero.

Fue entonces cuando llegó a las salas la segunda de las entregas de la productora Warner Bros y a pesar de contar con cameos como los de Liza Minelli o Penélope Cruz o haber rodado en Marrakech la película fue un auténtico desastre para los críticos – no así tanto para el público pues desde un día después de su estreno se rumoreó con la posibilidad de una tercera entrega.

La guerra de Sexo en Nueva York explicada para no iniciados

La idea de Darren Star y Michael Patrick King protagonizada por Sarah Jessica Parker en el papel de Carrie Bradshaw, Kim Catrall en el de Samantha Jones, Cintia Nixon en el de Miranda Hobbs y Kristin Davis en el de Charlotte York, estaba estirando demasiado el chicle y tenía que reposar unos años en la UVI.

Tanto es así que los críticos apuntaron a que la última película era islamófoba, homófoba, machista y todo lo malo que una película en el siglo XXI no debía ser pero los fans de las aventuras de las cuatro chicas de Manhattan querían más. ¿A quién le importa lo políticamente correcto cuando tienes vestidos de Dior? Esa era una de las principales críticas hacia los largometrajes pues precisamente la serie había sido en sus comienzos inclusiva, feminista y comprometida. 

Y Kim Catrall no quería más. Teniendo un papel no protagonista pero casi, la inolvidable Samantha quería más dinero y más espacio en la película. Si hacemos caso a la rumorología los problemas entre los dos personajes más importantes de la serie ya empezaron durante la grabación de la quinta temporada.

Catrall no podía soportar que Parker ganara más dinero que ella por unas jornadas de trabajo similares y desde entonces todo fueron trabas para seguir desarrollando las historias detrás de Sexo en Nueva York. Tanto los últimos capítulos de la serie, en los que Kim apenas sale, como las películas.

Una publicación compartida de SJP (@sarahjessicaparker) el

Ahora la actriz que diera vida a Carrie Bradshaw ha reconocido que no va a haber tercera parte en una entrevista para Extra y culpa enteramente de ello a la actriz que fuera Samantha. Lo cierto es que llevamos siete años escuchando la misma canción. 

Pero estos últimos días ha sido la propia Kim Catrall quien ha reconocido en su cuenta de Twitter que hace ya un año desde que pidió por favor que se mataran a los cuatro personajes y que no hubiera una trilogía. No habla de pedir más millones ni de nada similar.

En otra entrevista para la serie de la cadena ITV Life Series la actriz también reconoció que lo único que la unía a sus tres compañeras era el trabajo que compartieron, que no había contacto fuera del set de rodaje y que, sin embargo, si había posibilidad para una reconciliación con Sarah Jessica Parker con quien había llegado a tener una muy buena relación de amistad.

Para echar más leña al fuego esta semana ha hablado el director Ryan Murphy acerca de la tercera parte que parece que si pero no. O que no pero si.

Una foto de cuando las chicas se llevaban bien / HBO /


El regidor detrás de series como American Horror Story o Feud ha expresado en una entrevista que una serie como esta con su recorrido en televisión debería tomar la decisión de cambiar a la actriz que da vida a Samantha Jones y seguir adelante.

Tampoco parece que esta solución vaya a ponerse en práctica pronto pero sí que el salseo alrededor de una de las sagas cinematográficas que más se ha disfrutado en formato guilty pleasure no va a terminar.


Comentarios