• LISTA DE LOS40
  • PROGRAMAS + -
  • VÍDEOS
  • GIRAS
  • CINE / TV
  • BigBang
  • ESTILO
  • INTERNET
  • JUEGOS
  • CÓMICS
  • GIRAS
  • LOS40 MUSIC AWARDS
  • © PRISA RADIO -
    GRAN VÍA, 32. 28013 MADRID [España]
  • MAPA WEB AVISO LEGAL POLÍTICA DE PRIVACIDAD POLÍTICA DE COOKIES MARCA

    Teoría y práctica de los fundamentos de la canción del verano

    La mano arriba, cintura sola, da media vuelta y danza Kuduro

    En la imagen, el artista Chayanne y su cuerpo de baile. / Photo by John Parra/Getty Images

    En el campo y en la playa hace calor y la gente se pasea en bañador, el sol aprieta, por fin llegó el verano. Arde la calle al sol del poniente, así que coge tu sombrero y póntelo, vamos a la playa, calienta el sol. La barbacoa (le barbequiú), el chiringuito y la cerveza (qué buena está) Y hace calor, pregúntale a quien quieras, pregúntalo. Hace calor, hace calor, ella tiene la receta para estar mucho mejor. Y cuando llega el calor los chicos se enamoran. Es la brisa y el sol. Acércate, ven, mi deseo te confesaré. Aunque parezca mentira, me pongo colorada cuando me miras, que desde que me dejaste la ventanita del amor se me cerró, que yo quiero sentir tus labios besándome otra vez (suave, a ser posible) y se formó la gosadera (y me lo confirmaron desde un montón de ubicaciones latinas distintas) porque a ella le gusta la gasolina, ay que se quite el top, pena que se la llevó el tiburón (el tiburón).

    La mano arriba, cintura sola, da media vuelta y danza Kuduro. Dejebe tu dejebe asevi unouva, majabi an de bugui an de buididipí. Yo la conocí en un taxi, así que no me llames iluso porque tenga una ilusión. Que aunque parezca mentira me pongo colorada cuando me miras. Felices los cuatro porque para bailar esto es una bomba, aunque para hacer bien el amor hay que venir al sur, así que mueve tu cu-cu. Ay, si eu te pego. Menos mal que tengo un tractor amarillo, que es lo que se lleva ahora, así que nos vamos a comer un arroz con bacalao en lo alto del puerto que mañana es domingo y ella me bate como haciendo mayonesa, así que amigos para siempre will you always be my friend? ¿Y qué le estará pasando al probe Migué, que hace mucho tiempo que no sale? Es que al llegar agosto vaya vaya...

    Estamos inmersos en periodo estival, por si estos párrafos hechos a base de retazos de veraniegas canciones no te había puesto en situación y no te habías percatado de que otro año más, y van muchos, han llegado para quedarse esas indeseables gotas de sudor que recorren tu espalda para acabar posándose en la cavidad intermedia de la región glútea. Y muchos artistas ponen toda la carne en el asador para que sus alegres tonadillas arrasen con las pistas de baile de toda suerte de locales, desde el chiringuito playero espetero al infecto tugurio de interior sin ventilación aparente. Todo sea por quemar toxinas y mostrarle al mundo el poder embriagador de la canción del verano, capaz de desinhibirte hasta tal grado que parezcas Camacho en la retransmisión de un partido de la selección. Eso sí, cuida bien tus humedades axilares, que luego a la mínima que te descuidas te hacen un anuncio de Rexona.

    El puertorriqueño Ricky Martin, autor de algunas canciones del verano como María, La Copa de la vida, Livin' la vida loca o La Mordidita. / Kevin Winter/Getty Images

    Ay, la canción del verano. No existe un premio con el que agasajarlas. Si hay discos de platino y de oro, ¿por qué no un premio específico para las canciones más bailables año tras año? El disco de piña colada o algo así. Para que la canción del verano sea tal, ha de cumplir con una serie de requisitos, así que marchando un listado con sabor a salitre y arena:

    Palabras clave: Amor, fiesta, deseo, luna, estafilococo, pasión, seducir, sudar, bailar, mami, papi, flow, playa, homeópata, cremita, tumbao, sexy, noche, trago, botella, . Aclaración: estamos probando en LOS40 un nuevo algoritmo capaz de escribir de forma totalmente automática con el objetivo de jubilar a todos los redactores y parece que aún tiene que mejorar bastante en sus funciones, porque se nos ha colado alguna palabra que está algo lejos de ser semánticamente veraniega. Pero bueno, oye, de momento ni tan mal.

    Temática: Pese a que cada canción es un mundo, la ficticia categoría “canción del verano” se siente cómoda en un hábitat contextual muy definido: Él o ella, dependiendo del sexo del intérprete, conoce a otra persona con nocturnidad, premeditación y alevosía. Y de repente sin tampoco excesivo cortejo la cosa se va de madre, crece el contoneo, se liberan las riendas de la pasión, las endorfinas y la libido se ponen en plan put your hands up in the air y dos rombos aparecen en la esquina superior derecha de sus televisores de tubo. También existe una opción B. Ella le da calabazas y él acude raudo a un reservado de la discoteca de turno a escribir la letra de una canción y enjuagar sus lágrimas en alcohol. Y tres chicas detrás bailando, claro.

    Coreografía: Esto no es negociable. Toda gran canción del verano que se precie tiene una coreografía que, además de quedar muy pintona en el videoclip, tienen un poder hipnótico que te tumba el raciocinio de un puñetazo . A ver si ahora va a resultar que Clinton sabe bailar La Macarena y tú no. A ver si eres capaz de escuchar el Follow the leader sin moverte.

    Contexto: refrescantes imágenes: piscinas, ponche en vasos de plástico, gente ligera de ropa contoneándose con fruición, yo te doy cremita tú me das cremita, mucha gafa de sol, mucho six pack abdominal, algún flotador con forma de flamenco (pájaro) y más mandíbulas sonrientes que en una clase gratuita de risoterapia.

    Estilo: Rima consonante siempre permitida. No requiere profundidad argumental, nunca funciona lo de una canción del verano en la que cites con pedantería la ética kantiana. Pim, pam pum y fuera. Lo simplificado, dos veces veraniego. Aquí no has venido a aburrirnos con tus letras trascendentales. Pasa pallá que al final te meto.

    Este año, los candidatos han mostrado que todos los puntos anteriores pertenecen a otras épocas, añoradas por algunos y que le generan cierto repelús a otros. Hoy día la cosa es mucho más ecléctica, y para muestra un botón (de play) , tenemos sobre la mesa a : Rosalía y su Malamente, la dupla invencible de Becky G con Natti Natasha, Calvin Harris y Dua Lipa reventando las pistas de baile, Aitana y Ana War con el pelotazo de Lo malo, ese Anillo de J. Lo y Álvaro Soler con La Cintura. Y cualquiera de ellas con arrestos suficientes como para llevarse el premio honorífico de canción del verano. ¿Y tú, por cuál apuestas?

    * Chris Val es colaborador de LOS40. Síguelo en Twitter.


    Comentarios

    LOS40

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?