17 millones de internautas de EE UU dejan de bajarse música por miedo a los sellos

Sin embargo, el número total de personas que utilizan las redes de P2P ha crecido durante el último año

No obstante, el aumento de internautas y de nuevas ofertas de servicios musicales 'online' de pago, el número total de personas que se bajan música de la Internet se incrementó durante el año pasado, añade el informe.

El estudio señala que el 14% de los usuarios de Internet en Estados Unidos, unos 17 millones de personas, afirmó haber descargado música de la Red al menos una vez, pero que dejó de hacerlo.

Sin embargo, el número de personas que admitieron haber descargado música pasó de 18 millones en noviembre del año pasado a 23 millones en febrero de este año. El incremento se debe probablemente al efecto combinado de mayor cantidad de personas que utilizan los nuevos servicios de descarga pagos y a las medidas lanzadas por la industria musical.

"En enero pasado registramos que, tras las denuncias de la industria musical, hubo una baja considerable del porcentaje de usuarios de Internet que reconoció haber descargado o compartido archivos musicales", dijo Mary Madden, coautora del informe.

Como resultado, algunos proveedores de intercambio de archivos, como KaZaA, registraron un fuerte declive de la cantidad de usuarios. El informe cita un sondeo realizado en marzo por la consultora Media Metrix, según el cual más de once millones de internautas norteamericanos visitaron los sitios de los seis principales proveedores de música de pago.

El sondeo de Pew indica que al menos el siete por ciento de esos visitantes admitió haber comprado música en esos sitios. El estudio incluye consultas a 1.371 adultos usuarios de Internet y fue realizado entre el 3 de febrero y el 1 de marzo de este año.

LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?

Escucha la radio en directo

Los40
En directo

Tu contenido empezará después la publicidad

HOY EN LOS40

PODCAST

PROGRAMACIÓN

PLAYLISTS

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad