Una amenaza de bomba obliga a interrumpir un concierto de los Stones

Ocurrió ayer jueves en la actuación de la banda en Charlottesville (EE UU)

Ése fue el tiempo que necesitaron las fuerzas de seguridad para rastrear el estadio y confirmar que la amenaza había sido simplemente una broma pesada.

The Rolling Stones había interpretado ocho temas en su concierto de Charlottesville cuando, al conocer el aviso, Mick Jagger tomó el micrófono y explicó que la banda se tomaría "un descanso de 10 minutos", aunque después resultarían algunos más.

La banda dejó el escenario y la policía, con la ayuda de perros adiestrados, realizó una búsqueda exhaustiva en el área. A tal efecto, se tuvo que reubicar a las primeras veinte filas de espectadores, que llenaban el estadio en un número superior a 50.000. Cuando se descubrió que no había nada sospechoso, los Stones volvieron al escenario y siguieron tocando hasta pasada la medianoche.

The Rolling Stones actuaba en Charlottesville en el marco de la gira de presentación de su último álbum, A bigger bang ", que comenzó en agosto en la ciudad de Boston.

LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?