¿Adiós papá, o simplemente hasta luego?

Coque Malla y los suyos son desde ayer historia si es que se cumple, eso sí, su enésimo anuncio de retirada.

Al grito de "Gracias por estos tres años", el grupo madrileño daba el pistoletazo anoche a la última de sus actuaciones. Saca la lengua fue la canción elegida para dar comienzo al principio del fin. El sonido más blues de todo el repertorio de los madrileños se impuso entre las primeras canciones, pero poco a poco, según avanzaba la velada, el rock'n'roll fue imponiendo su ley.

Con tres saxos sobre las tablas, y el magnífico acompañamiento del batería Ricardo Moreno, del bajo Luis García y de la guitarra de Luis Martín, Coque Malla se sintió arropado para desgranar a fuego lento las canciones que se cuecen en La bola extra, el DVD que servía de excusa para esta serie de conciertos y que se grabó precisamente hace un año en esta misma sala.

Un entregado auditorio coreó de principio a fin el repaso a toda una carrera a través de sus clásicos. Los siempre "buenrollistas" Adios Papá, Sabor salado o Arboles cruzados hicieron que el grupo comulgase a la perfección con el público y viceversa. Coque Malla sacó lo mejor de sí mismo y con un desparpajo propio de su veinte años derramó su don escénico sobre el escenario.

Tras dos bises y ante los gritos de los fans, Los Ronaldos intentaron dejar claro que se retiran, pero hay cosas que por mucho que se repitan, no se acaban de creer. Esta es la esperanza que les queda, al menos, a los nostálgicos seguidores que en estos últimos tres años han seguido a Coque, los "Luises" y Ricardo, rezando por que todo sea una falsa alarma y puedan volver a revivir, por unas horas, la banda sonora de su juventud. Adios Ronaldos, pensaban muchos, pero mejor hasta pronto.

LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?