Más de 27.000 personas en un concierto que unió a América, Italia y España

El aguacero, que cayó gran parte del sábado en Valladolid, escampó sobre las siete de la tarde, hora del comienzo del festival, en que comenzó a lucir el sol sobre el estadio de fútbol 'José Zorrilla', lugar de la convocatoria.

El cantante leonés Raúl Quijano (ex Café Quijano') animó el ambiente con un avance de su primer disco, acompañado por una banda de músicos de Cuba o Perú.

Luego, el mexicano Alejandro Fernández, una de las estrellas de esta tercera edición del festival, invitó al público que casi llenaba el estadio a 'alegrarse, de que dejó de llover', para bailar al ritmo de sus mariachis.

Fernández, de cuero negro y camisa roja, no dejó de repartir besos al público femenino y a los compatriotas que ondeaban en su honor banderas de México.

De negro también, el colombiano Juanes dedicó uno de sus temas a 'las hermosas mujeres' que predominaban entre el público y fieles a sus canciones a pesar de la fina lluvia que caía mientras él actuaba.

Tras la lluvia salió el sol y se pudo contemplar la imagen espectacular del arco iris sobre el estadio vallisoletano mientras Juanes, acompañado por banderas de Colombia, obsequiaba a los miles de espectadores con éxitos, como 'A Dios le pido', 'Volverte a ver' o 'La camisa negra'.

'Ni el agua puede con nosotros', exclamó el público el siguiente en actuar, el español Alejandro Sanz, también de negro y arropado por una banda musical de cubanos, dominicanos y estadounidenses.

Alejandro Sanz ofreció a sus seguidores, en una de las actuaciones más esperadas del festival, con sus grandes éxitos, sin que faltara el tema 'Corazón partío' acompañado con su grupo o él solo al piano.

El grupo madrileño 'El Canto del Loco' se ganó a todo el público desde que saltó al escenario, al grito de '!!!las mujeres más guapas son de Valladolid!!!'', de donde es la actriz Patricia Conde, novia de Dani Martín, líder de la banda y también a actor.

Los madrileños tocaron muchos temas de su último disco, 'Personas' y fueron aclamados en todo momento tanto por sus nuevas canciones como por sus anteriores éxitos como 'Zapatillas' o 'Besos'.

El siguiente en salir al escenario fue el italiano Nek, que cantó en español con estribillos pegadizo como de 'Al menos, ahora' o 'Laura no está', además de 'Para ti sería', cantado a dúo con la vocalista de 'El Sueño de Morfeo', Raquel del Rosario.

Los españoles El Sueño se Morfeo, con su pop bailable, cerraron el festival cerca de las cuatro de la madrugada del domingo, día 25, agradeciendo su espera a quienes llevaban tantas horas disfrutando del espectáculo.

El Valladolid Latino nació en 2006, promovido por el Ayuntamiento de la ciudad, dentro de los actos del Quinto Centenario de la muerte de Cristóbal Colón en la capital vallisoletana, pero la edición de 2007 tuvo que suspenderse el mismo día del festival tras una fuerte tormenta.

LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?