Miley Cyrus y su portada en W Magazine

Su comportamiento provoca las críticas de los fans

Miley Cyrus ya nos tiene acostumbrados a sus polémicas y sorpresas, pero esta vez nos hemos quedado un poco a cuadros. Ha reaparecido en la portada de la revista W Magazine enseñando, de nuevo, su cuerpo desnudo.

La cantante aparece tumbada en una cama y tapada únicamente con una almohada. Pero lo que más nos llama la atención es su imagen; Con una melena midi en color platino y las cejas decoloradas, Miley no parece ella.

La tejana ha compartido estas fotos en su cuenta de Instagram y como era de esperar, las críticas no han tardado en llegar. A algunos, su nuevo look les parece algo aburrido y soso mientras que a sus más acérrimos seguidores, les ha encantado. Pero la intérprete de Wrecking Ball, que no se deja achantar, ha respondido ante la opinión de sus fans y los que no lo son tanto: "No me importa una mierda. No estoy en Disney”.

A la artista se la ha criticado mucho por sus actos, entre ellos, la última: Afirman que Cyrus explota a sus bailarines negros y a gente pequeña para sus actuaciones.

La acusan de usar a gente negra como accesorios y han descrito la actuación de la mujer enana que la acompaña en sus espectáculos como "una de las cosas más degradantes y menos humanas que hay” a lo que una de las bailarinas de la cantante ha contestado: "solo nos lo pasamos bien, no es degradante. Miley nos trata con el máximo respeto".

Miley Cyrus y su portada en W Magazine


icono_desplegar_comentarios_2

Comentarios

icono_desplegar_comentarios_2
LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?