Este martes (desde las 22:30 horas) Telecinco estrena su nueva serie, mejor dicho, su nueva miniserie: Hermanos. Seis capítulos que podremos ver a lo largo de seis semanas y que nos cuentan una potente historia de amistad entre tres jóvenes -dos hermanos y su vecina, de edades similares- cuya relación valoran por encima de todo.

Hermanos arranca a finales de los 80, cuando Alberto (Álvaro Cervantes), Juan (Antonio Velázquez) y Virginia (María Valverde) sueñan con salir de su barrio, con un futuro y con estar siempre juntos. Los tres amigos. Para Alberto y para Virginia, el futuro pasa por empezar a ir a la universidad. Para Juan, hermano mayor de Alberto, el futuro es convertirse en un boxeador profesional (ojito chicas a las escenas sin camiseta boxeando) mientras echa una mano en el negocio familiar, una tintorería que no va demasiado bien.

Los tres descubren que la vida es mucho más complicada que planear algo e intentar luchar por ello. Los tres amigos descubren que no todo es sembrar y luego recoger frutos… A veces, el esfuerzo no tiene recompensa.

Hermanos tiene ese punto de crudeza que quita toda inocencia a la serie. En esta ficción de Telecinco hay una gran historia de amor frustrado a tres bandas: son amigos y sin embargo viven enamorados (los dos hermanos de Virginia y ella de cada uno de ellos). Pero la vida los irá separando, por más que los tres intenten agarrarse fuerte. Una historia donde la amistad siempre se mueve en la difusa línea del amor y el sexo.

En los seis capítulos de Hermanos se cuentan veinte años de la vida de estos personajes, de casi los veinte hasta casi los 40 años de edad. Cada uno de ellos verá cómo su vida marcha por un camino que quizá jamás habían soñado… y si lo soñaron, jamás pensaron que iba a tener tantas piedras.

Juan es el mayor. Es impulsivo, con mucho carácter, luchador. Valiente. No quiere estudiar, él es un chico de barrio que cuida de su familia… aunque para su madre él sea una continua decepción.

Alberto es el pequeño, el ojito derecho de casa porque es inteligente, estudia y es responsable. Es tranquilo, tímido… Es todo lo que su hermano no es. Pese a que conoce las dificultades económicas de su familia, él no quiere decepcionar a su madre y se esfuerza por sacar las mejores notas que le permitan conseguir becas que paguen sus estudios. Es la gran esperanza de la casa. Está enamorado de Virginia, y en ese terreno sí que se siente inseguro. La adora como amiga pero vive preguntándose si ella querría tener algo más. Tras su paso por la universidad, consigue labrarse un brillante futuro como economista… aunque como le ocurre a todo los personajes de Hermanos, no todo es de color de rosa.

De color de rosa se pensaba que era la vida Virginia cuando llega por primera vez a estudiar Periodismo a la facultad. Conoce gente nueva que le invita a experimentar de todo. Empieza a involucrarse en política, se marcha de casa para vivir con un chico… Virginia está bebiendo libertad. Y en esta búsqueda de lo desconocido encontrará que el periodismo de reportajes es su verdadera vocación, pero también la vida le dará una buena bofetada… Porque en Hermanos pocas cosas son de color de rosa.

Hermanos es una miniserie que hay que ver, que engancha. Acabarán sus seis episodios y nos seguiremos preguntando qué será ahora de Alberto, Virginia y Juan.


LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?

redes_sociales redes_sociales

Comentar