Cheerleader de OMI conquista el Nº 1 de la Lista 40

El jamaicano nos trae el mejor ritmo tropical del verano y llega a lo más alto de nuestro chart

El ecuador de mayo ha llegado con subidón de temperatura y derroche de energía por parte de nuestros artistas más top. El cuerpo nos pide calor, ritmo y las ganas de verano van en aumento cuando escuchamos temazos como el que se ha marcado OMI con Cheerleader. Tras diez semanas en el chart de Los 40 Principales conquista el Nº 1, revolucionando al personal con dosis de buen rollo creado directamente en el corazón de Kingston (Jamaica), su tierra natal. Hasta el Nº 7 baja Alejandro Sanz con Un zombie a la intemperie, que está en pleno lanzamiento de su undécimo álbum, Sirope.

Todavía falta un mes para dar la bienvenida oficialmente a la temporada estival pero para muchos ya está más que clara cuál será la canción del verano. Cheerleader está de moda y no lo decimos nosotros, lo dicen las cifras. El tema ha batido el récord de streaming mundial, colándose en el Top 10, marcándose nuevo récord en Francia con 1,3 millones de reproducciones en tan sólo una semana y arrasando también en Alemania y Holanda.

El jamaicano ha pasado de ser una persona anónima a uno de los artistas que más lo están petando este año. Recientemente ha confesado que ha nacido para ser músico y muy pronto tendremos entre manos su álbum debut para corroborarlo. Su carta de presentación combina reggae, urban pop y un toque soul que nos transporta directos al verano de playas cristalinas. La canción ha alcanzado dos años después su máximo reconocimiento gracias al remix del DJ alemán de 21 años Felix Jaehn, que le dio ese rollo de tropical house que tanto mola. ¿Qué decís, os habéis enganchado ya a este hitazo? ¡Le veremos en acción en el Primavera Pop!


LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?

Escucha la radio en directo

Los40
En directo

Tu contenido empezará después la publicidad

HOY EN LOS40

PODCAST

PROGRAMACIÓN

PLAYLISTS

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad