14 cosas que las mujeres aprenden con 20 años

Es bueno equivocarse porque a base de errores uno aprende y en la veintena te das cuenta de muchas cosas

A veces los padres son demasiado sobreprotectores y no permiten que sus hijos se equivoquen… ¡¡¡error!!! Es bueno dejar que los más jóvenes tomen sus propias decisiones para que, a base de equivocaciones, aprendan que la vida no es como la habían imaginado. Les ha pasado a todos y es bueno descubrir por uno mismo cómo sobrevivir al mundo que nos ha tocado. Al final no somos tan diferentes y casi todos tropezamos en la misma piedra y sacamos las mismas conclusiones, aquí van 14 de ellas, 14 cosas que las mujeres aprenden cuando llegan a la veintena.

#1. El amor tiene fecha de caducidad. Con veintitantos empiezas a perder la idea romántica de que el chico del que estás tan enamorada y al que nunca podrás dejar de querer, tu primer amor, al final no es lo que esperabas. Es fácil que a medida que vais creciendo vuestros objetivos en la vida vayan cambiando y…sí…te das cuenta de que el amor para toda la vida es una utopía con esa edad.

#2. Las dietas no son milagrosas. Esos tres kilillos que siempre has querido quitarte no van a desaparecer con dietas milagrosas. Después de probar las cosas más disparatadas aprendes que tienes que comer menos y mejor y hacer ejercicio o darte cuenta de que tu cuerpo está bien como está.

#3. Los amigos van y vienen. En la adolescencia lo más importante es la amistad y a veces, incluso, antepones tus amigas a tu familia porque son los únicos que te entienden, te escuchan y te respetan, o eso crees. Ya con veintitantos te das cuenta de que los amigos van y vienen y en cada etapa de tu vida te vas acercando más a unos y alejándote de otros. Mira lo que ocurre con Taylor Swift y Katy Perry, un día amiguísimas y al siguiente archienemigas.

#4. Un despido no es el fin del mundo. Has comenzado tu vida laboral y te esfuerzas al máximo para hacer bien tu trabajo pero un buen día te despiden. Al principio se te cae el mundo y la autoestima pero luego aprendes que no es el fin del mundo y que, de hecho, te viene bien porque cuanto más te muevas, más experiencia recabas.

#5. La moda la marcas tú. Al principio es fácil dejarse llevar por las modas sin fijarse en lo bien o mal que le sienta a tu físico lucir determinadas cosas. Con veintitantos aprendes que la moda la marcas tú con lo que te sientes cómoda y te favorece. Ya no te obsesionas por vestir igual que Kylie Jenner o Cara Delevingne.

#6. Hay gente que no te conviene por mucho que tú te empeñes. Es muy normal ir a enamorarse de la persona que menos te conviene. Todo el mundo te advierte pero tú no haces ni caso pese a las luces rojas que avisan del peligro. Con el tiempo te das cuenta de que, por mucho que te empeñes, si alguien no te conviene, antes o después la relación se rompe. No hay más que ver la historia de Justin Bieber y Selena Gómez.

#7. Ser demasiado exigente contigo misma no te lleva a ningún sitio. Con el paso de los años te vas dando cuenta de que te exiges a ti misma más de los que demás te exigen y eso causa un estrés, a veces, difícil de gestionar. Es importante bajar el listón y darte cuenta de que darte un respiro, de vez en cuando, es bueno para la salud mental.

#8. La timidez no es buena compañía. El mundo es complicado y con un carácter retraído y tímido no llegas a ningún lado. Con los años te das cuenta de que no eres la única que tiene dudas e inseguridades y eso te da la fuerza suficiente y la confianza para tratar con el resto de tú a tú. Cuesta pero te das cuenta de que nadie es más y de que si quieres algo tienes que plantarte y buscarlo con decisión.

#9. La fiesta está bien pero hay más. A unas les cuesta más que a otras pero acabas dándote cuenta de que la vida no es una fiesta continua. Hay que conseguir superar fases y salir toda la noche para ir a trabajar al día siguiente son lujos que te puedes permitir muy de vez en cuando.

#10. Alargar una relación acabada no tiene sentido. La experiencia también te enseña a saber cuándo una relación está terminada. Al principio intentas que tus relaciones sean estables y duraderas porque el amor que sientes es el más grande que nadie ha sentido. Pero a veces la comodidad y la rutina confunden sentimientos y te llevan a alargar una relación que ya no tiene futuro.

#11. Abusar de las redes sociales no siempre es bueno. Se ha convertido en el medio de comunicación por excelencia pero a veces se utilizan sin cabeza. Cuando llegas a los 20 te das cuenta de que estar todo el día enganchada te esclaviza de tal forma que te quita tiempo para muchas otras cosas y, además, empiezas a notar las consecuencias de publicar ciertas fotografías que luego los departamentos de recursos humanos tienen en cuenta para contratarte o no.

#12. Lo natural también gusta. Con esto de la novedad, cuando empiezas a maquillarte lo quieres probar todo y piensas que cuanto más maquillaje lleves mejor te verán los demás y mejor podrás camuflar tus imperfecciones. Con el paso de los años te darás cuenta de que la naturalidad también es bella y que mejor que esconder hay que sacar partido de tus puntos débiles.

#13. Valorar a tus padres. Hasta ahora han sido tus enemigos, los que han coartado tu libertad y no se han preocupado por entenderte pero con veintitantos te das cuenta de que son lo más importante. Siempre van a estar ahí cuando los necesites y, además, nadie va a cocinar mejor que tu madre, bien lo sabes si te independizas.

#14. El mundo es muy grande. Hasta ahora el mundo se había reducido a tu entorno y algunas vacaciones familiares pero con 20 años te das cuenta de que hay más mundo y que viajar y cruzar fronteras te aportan más de lo que pensabas. Y no hace falta tanto dinero que una mochila, un camping y un interrail te pueden hacer mucho apaño. ¿Por qué te crees que Ariana Grande o Miley Cyrus parecen mayores de lo que son? Porque han dado la vuelta al mundo.


LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?

Escucha la radio en directo

Los40
En directo

Tu contenido empezará después la publicidad

HOY EN LOS40

PODCAST

  • Frecuencia 7

    1997: Rescate en Nueva York. 40 años del mito postapocalíptico de John Carpenter

  • Cracks

    Nil Moliner: “Me aposté tatuarme en la mítica remontada del Barça al PSG en 2017”

  • Mi Primera Vez

    La “primera vez” de Ana Mena

  • Ver más podcast

PROGRAMACIÓN

PLAYLISTS

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad