David Bowie, también una estrella en el cine

El artista deja unos cuantos papeles para recordar

David Bowie, también una estrella en el cine

No es ninguna novedad a un día de la muerte de David Bowie el reconocer que el cantante era, en realidad, un Artista global. Así, en mayúsculas. No solo cantaba, sus conciertos eran una auténtica performance, las portadas de sus discos eran verdaderas obras de arte y su paso por el cine no dejó a nadie indiferente. Sus peculiaridades lo hicieron merecedor de papeles que se han quedado grabados para siempre en el imaginario colectivo y quizá fuera esa experiencia la que le animara a crear verdaderos cortometrajes en los videoclips de los últimos años, empezando por aquel junto a Tilda Swinton, The Stars (Are out tonight). A modo de pequeño homenaje recordamos algunos de los papeles en el cine que más nos marcaron de David Bowie.

Dentro del Laberinto:

En 1986 se estrenaba esta película gótica y oscura de la factoria Jim Henson, aquel maestro de las marionetas. En esta ocasión Bowie (Jareth, Rey de los Gobblins) era el malo de la historia y secuestraba al hermano pequeño de Sarah, quien estaba interpretada por Jennifer Connelly. Por supuesto el carismático personaje de David Bowie canta en cinco de las canciones de la película.

David Bowie, también una estrella en el cine

La última tentanción de Cristo:

Por si tenemos que fijarnos en los directores de renombre con los que Bowie trabajó no podemos dejar de recordar esta película de Martin Scorsese en la que el artista encarnaba nada menos que a Poncio Pilatos.

El hombre que vino de las estrellas:

Seguro que en más de una ocasión has escuchado que David Bowie era más cercano a un marciano que a un humano. En parte la culpa es de esta película británica de 1976 que protagonizó y que, como su propio título indica, cuenta la historia de un hombre que aterrizó en la tierra y la puso algo patas arriba con su condición de extraterrestre.

David Bowie, también una estrella en el cine

Basquiat:

En 1996 se estrenaba este largometraje que contaba la historia del provocador artista Basquiat. En ella aparece Bowie encarnando nada menos que a Andy Warhol, a quien conoció y trató en persona como no podía ser de otra manera.

Zoolander:

Como guiño al cine más frívolo el artista no tuvo problemas en compartir cameos con gente de la talla de Paris Hilton en la primera entrega de Zoolander, lo que demuestra que fue un hombre con un gran sentido del humor.

David Bowie, también una estrella en el cine

TE RECOMIENDO


LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?