1 de 20 Nadie puede negar que Anne Hathway es una actriz de los pies a la cabeza, pero mucho antes de ganar el Oscar nos robó el corazón con su papel de Mia Thermopolis, la heredera al trono del ficticio país Genovia en Princesa por Sorpresa. Al principio de la película, Anne llevaba un look desenfadado propio de una adolescente de su edad.

2 de 20 Aunque a día de hoy el look descuidado y las gafas de Anne estarían en los imprescindibles de muchos influencers, a principios del 2000 no era lo más apropiado para una princesa. De este modo, su personaje apuesta por alisarse el pelo y depilarse las cejas.

3 de 20 Puede que pocos sepan que Emma Stone apareció en la comedia Una conejita en el campus, interpretando a una joven poco interesada en el mundo de la moda. ¡Menos mal que tenía a una exconejita playboy para enseñarle a maquillarse!

4 de 20 Como si se tratase de un proyecto personal, la protagonista de Una conejita en el campus transforma al personaje de Emma Stone, vistiéndola a su imagen y semejanza.

5 de 20 Cady, interpretada por Lindsay Lohan, es una adolescente recién llegada de África con ningún tipo de contacto con el mundo de la moda en Chicas Malas. De este modo, cuando conoce a Regina George, la adolescente más popular del instituto, y comienza a formar parte de su grupo también debe cambiar su estilo de ropa.

6 de 20 En chicas malas, el personaje de Lindsay Lohan se termina convirtiendo en una de las chicas más populares del instituto y marcando tendencia con este tipo de estilismos. ¿La veis más guapa que al principio de la cinta?

7 de 20 Llevando el pelo grasiento recogido en una trenza y ropa holgada, Sandra Bullock ocultaba su belleza en el papel de Gracie Hall en Miss Agente Especial. Pero Gracie Hall no puede presentarse a Miss Estados Unidos con esas pintas, ¡ni si quiera para evitar un asesinato!

8 de 20 Sandra Bullock se suelta la melena, se desprende de sus lentes y se calza unos tacones y ya está lista para arrasar en el concurso. ¡Eso sí, armada hasta los dientes!

9 de 20 Drew Barrymore también ha hecho de patito feo. En la película Nunca me han besado, la actriz se ponía en la piel de Josie Geller una periodista que debe hacerse pasar por adolescente para escribir un reportaje. Para este personaje supone un verdadero trauma volver a pasar por el instituto, ¿sería por sus pintas?

10 de 20 Pero el personaje de Drew Barrymore avanza y termina cambiando de estilo ¿para mejor?

11 de 20 Julia Roberts no solo enamoró a Richard Gere en Pretty Woman, también lo hizo con medio mundo. Además, ¿quién no se acuerda de la escena de la tienda donde la humilde prostituta cambiaba su indumentaria por los vestidos más exclusivos?

12 de 20 Con un precioso vestido rojo, Julia Roberts sorprende al personaje de Richard Gere. Un cambio radical de esta Cenicienta moderna.

13 de 20 Mary Poppins no es la única institutriz famosa del mundo del cine. La niñera mágica, interpretada por Emma Thompson, también robó el corazón de los más pequeños de la casa. Además, mientras que va consiguiendo educar a los niños, se le va endulzando la cara.

14 de 20 ¿El resultado final? Una Emma Thompson que, a pesar de continuar caracterizada, ya no tiene imperfecciones en el rostro.

15 de 20 Clueless se convirtió en los noventa en todo un referente para las películas de género adolescente. Para tirar de tópicos de este tipo de cintas no podía faltar el cambio radical de una de sus protagonistas. ¿La elegida? El personaje de Brittany Murphy.

16 de 20 Vistiéndola con todas las tendencias de los noventa, ¡juntas!, este era el gran cambio de Brittany Murphy.

17 de 20 Olivia Newton John se ha convertido en todo un símbolo pop, gracias al papel de la dulce Sandy en Grease. Pero su personaje quiere encajar en el mundo de Danny Zuko y por ello decide cambiar su indumentaria.

18 de 20 Olivia Newton John se infunda una chaqueta de cuero y se implanta una permanente para conquistar al mismísimo John Travolta.

19 de 20 Patrick Dempsey, como es común en este tipo de cambios, con solo quitarse las gafas, cambiar de peinado y ponerse otra camisa ya tiene nuevo look.

20 de 20 ¡Pero estos cambios no solo son cosa de chicas! Patrick Dempsey, el eterno doctor Derek de Anatomía de Grey, también ha sido un patito feo en No puedes comprar mi amor. Aunque, siendo realistas, este look está de moda a día de hoy.

El famoso cuento de Patito Feo de Hans Christian Andersen da para muchas historias. ¡Si no que se lo digan a Hollywood! Y es que la principal industria del cine lleva explotando esta fábula desde hace años, mostrándonos protagonistas inseguros que a golpe de magia (o en estos casos de un equipazo de estilistas) acaban adquiriendo la seguridad necesaria tras un cambio de imagen.

Todos sabemos reconocer la secuencia del cambio radical y es que siempre sigue los mismos patrones: La protagonista (porque suele ser una chica) asesorada por sus confidentes (normalmente representadas por su grupo de amigas) cambia de look constantemente hasta que encuentra el adecuado. Como no podía ser de otra manera nosotros no descubrimos el resultado final hasta la escena siguiente, donde la protagonista aparece a cámara lenta y de arriba abajo.

De este modo son muchas las actrices que han hecho de patito feo en una película para terminar convirtiéndose en cisne. LOS40 repasamos diez de este tipo de cambios radicales. ¿Reconocerás a toda?


icono_desplegar_comentarios_2

Comentarios

icono_desplegar_comentarios_2
LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?

redes_sociales redes_sociales

Comentar