1 de 11 La mítica Princesa Leia de Star Wars, interpretada por la reciente fallecida Carrie Fisher, lideró una rebelión a lo largo y ancho de la galaxia. Además, no tenía ningún problema a la hora de disparar su pistola láser. Un personaje, que sin duda, ha creado escuela.

2 de 11 Parece que los Skywalker son de armas tomar y al igual que su hija Leia, la princesa Amidala también desenvainaba la pistola como nadie. ¿Serán cosas de palacio? 

3 de 11 Aunque en Juego de Tronos haya muchas princesas guerreras, nosotros nos quedamos con Daenerys Targaryen. ¿Las razones?  Si tres dragones no te convencen, quizá lo haga conseguir todo un ejercito para proclamarse reina de los Siete Reinos.

4 de 11 Si su nombre es Xena y su apodo "la princesa guerrera", ya puedes imaginar lo alejado que estará este personaje de los estereotipos de damas en apuros. Xena, la princesa guerrera, protagonizada por Lucy Lawless, nos contó la historia de una mujer de armas tomar, y es que utilizaba la espada como nadie.

5 de 11 La princesa de Pixar, Merida, demuestra desde el comienzo Brave que no necesita a ningún hombre al lado para reinar. Una princesa luchadora y trasgresora, que maneja el arco mejor que Robin Hood.

6 de 11 Si existe una heroína, por antonomasia, en El Señor de los Anillos esa es Éowyn. Una dama de alta cuna que blande la espada, enfrentándose al mismísimo Señor de los Nazgul a quien ningún hombre podría vencer. Por suerte, ella era una mujer...

7 de 11 Aunque Shrek fuese quien sacase a Fiona de la torre, esta princesa no necesitaba la ayuda de nadie a la hora de defenderse. Sin necesidad de ningún tipo de armas, Fiona es una experta en artes marciales.

8 de 11 Blancanieves y la leyenda del cazador nos presentaba a una Blancanieves con armadura. La actriz Kristen Stewart se encargo de dar vida a esta versión del clásico, donde era la mismñisima princesa quien se enfrentaba directamente a su malvada madrastra. Por que, ¿para qué esperar a un príncipe que lo haga?

9 de 11 Entre todas las versiones de Cenicienta, nos quedamos con la de Drew Barrymore en Por Siempre Jamás. Alejado del cuento clásico de Perrault, esta princesa no necesita la ayuda de príncipes para valerse por sí misma. 

10 de 11 A falta de espadas buenas son...¿sartenes? Una de las últimas princesas Disney, Rapunzel, tampoco se corta a la hora de defenderse. Nos encanta su forma de blandir la sartén. Una princesa que no tiene ni un pelo de tonta a la hora de apañárselas sola. 

11 de 11 La princesa Ginebra de El Rey Arturo, tampoco necesita la ayuda de nadie cuando se encuentra en apuros. Dale un arco y unas flechas y poco tiene que envidiarle a la Katniss de Los Juegos del Hambre. A pesar de las malas críticas de la película, nos encantó la Ginebra de Keira Knightley.

La pérdida de la actriz Carrie Fisher nos ha dejado a todos debastados. Distintas generaciones han crecido viendo Star Wars y enamorándose de los personajes de la mítica saga creada por George Lucas.

El personaje de Fisher, la Princesa Leia, es uno de los más queridos de la saga. Una princesa que, a finales de los setenta, no necesitaba la ayuda de ningún hombre a la hora de ser rescatada y que lideraba una rebelión a lo largo y ancho de la galaxia. Una princesa diferente en aquella época que no temía a blandir un arma.

Pero a día de hoy, Leia no es la única princesa guerrera. Por suerte, los roles han cambiado y las damiselas en apuros ya saben apañárselas solas en las ficciones de cine y televisión. Las princesas ya no necesitan príncipes que las rescaten.

Aquí te dejamos 10 claros ejemplos de ello


LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?

redes_sociales redes_sociales

Comentar