Nadie se lo veía venir pero hace tan solo unas semanas, coincidiendo con los desfiles de Alta Costura de la ciudad de París, nos la encontramos. A Celine Dion, claro, quien ha pasado de ejercer un perfil bajísimo en los últimos años de vida de su marido, Réne Angélil, a convertirse en asidua de las primeras filas de los desfiles.

Por si eso fuera poco la cantante canadiense se pone todo en lo que invierte y no son pocos los miles de euros que en ello emplea. La hemos visto con capelinas, con sombreros, apostando todo al blanco o con estampados imposibles que combinaban sus botas con sus tops.

La cuestión es que ha sido la propia Anna Wintour, siempre ávida de nuevas caras en el mundo de la moda, quien la ha agarrado del brazo y se la ha llevado a ver las propuestas de Giambatista Valli. Y eso, para alguien que toda su vida ha sido considerada una hortera, no es moco de pavo. 

¿Entre sus favoritos? Armani Privé, como señora de bien que es, Schiaparelli y Versace.

La fortuna persona de la cantante, en 2016, superaba los 300 millones de euros según Forbes así que puede permitirse esta y muchas otras excentricidades.


icono_desplegar_comentarios_2

Comentarios

icono_desplegar_comentarios_2
LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?

Escucha la radio en directo

Los40
En directo

Tu contenido empezará después la publicidad

HOY EN LOS40

PODCAST

PROGRAMACIÓN

PLAYLISTS

EMISORAS

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad