Foto: © Getty Images

Lorde

2 de 10 La neozeolandesa Lorde tiene un buen puñado de canciones arañadas que, sin embargo, no empujan a recluirse, sino a subirse al techo de un taxi y sacudir la melena a un lado y al otro. Uno de los grandes ejemplos de dance-crying es el single 'Green light'.

The Chainsmokers

3 de 10 El dueto The Chainsmokers se ha especializado en hacer bailar a toda una generación con canciones nostálgicas. Como nos explicaron en una entrevista,"nos puede encantar la fiesta y escribir canciones sobre emociones". Toda su discografía es muy dance-crying. Como 'All we know', que habla de amor desgastado.

Foto: © Getty Images

Martin Garrix

4 de 10 No es casualidad que Martin Garrix, la gran promesa de la electrónica, se haya asociado con Dua Lipa para grabar uno de sus temas, 'Scared to be lonely'. El título de la canción ('Miedo a la soledad') ya anticipa por dónde van los tiros. Otro gran representante del dance-crying.

Foto: © Getty Images

Troye Sivan

5 de 10 El espíritu que parece unir a Dua Lipa y Martin Garrix también es compartido con Troye Sivan, que ha colaborado en ocasiones con el segundo. Él también comulga con una melancolía (a veces más por el tono que por la letra) que puede ser bailable en temas como 'Youth'.

Alessia Cara

6 de 10 Alessia Cara es capaz de hablar de la fugacidad del tiempo en 'Seventeen' con un estribillo energético. O golpear con 'Wild Things'.

Tove Lo

7 de 10 La sueca Tove Lo habla de desastres que invitan a avanzar hasta el centro de la discoteca en 'True Disaster'. Algo parecido ocurre con 'Fairy Dust' o 'Timebomb'.

Foto: © Getty Images

Robyn

8 de 10 Ya en 2010, la cantante sueca Robyn nos dio una descarga de dance-crying con el tema 'Dancing on my own' ('Bailando sola'), en clave electro pop hipercontagioso (sí, el mismo que luego ha versionado Calum Scott).

Charlie Puth

9 de 10 El sonriente Charlie Puth prefiere el dolor a la felicidad para sus canciones. Sus corazones rotos, sin embargo, no impiden que nos movamos, aunque suavecito, al ritmo de temas como 'Attention'.

Foto: © Getty Images

Camila Cabello

10 de 10 Los temas que Camila Cabello ha dado a conocer de su nueva trayectoria en solitario respiran de modos muy distintos, pero solo por tener uno titulado 'Crying in the club'  ('Llorando en la disco') merece estar en este listado.

El pasado mes de mayo, Dua Lipa utilizaba la etiqueta dance crying (también la de "pop oscuro") para describir su estilo musical.

A continuación, explicaba qué quería decir con esa expresión que venía a significar algo así como 'lloro dance".

"Desde el punto de vista de las letras, las mías son tristes y deprimentes pero luego quieres bailarlas", explicó después de revelar lo que escondía su hit Hotter than hell: la frustración y el dolor que le había supuesto una relación muy complicada.

La cantante y modelo británica no es la única a quien le gusta entonar letras demoledoras sobre ritmos que no invitan a llorar las penas en el sofá, sino en la pista de baile.

Mira en la fotogalería de arriba las musas y musos de esta escena dramática y saltarina.


icono_desplegar_comentarios_2

Comentarios

icono_desplegar_comentarios_2
LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?

Escucha la radio en directo

Los40
En directo

Tu contenido empezará después la publicidad

HOY EN LOS40

PROGRAMACIÓN

PLAYLISTS

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad