Una Navidad diferente, una Navidad a ritmo de góspel

Charlamos con 2 expertas y directoras de coro y recordamos a Whitney Houston, figura clave del género

Whitney Houston

Whitney Houston, fotografiada en un evento en 2001. / Photo by Scott Gries/ImageDirect

Llega la Navidad y parece que se ablandan los corazones (algunos); es buen momento para abrir el alma y, por qué no, los oídos. Las opciones para ver o escuchar góspel aumentan y no es casualidad: es la época que mejor casa con el estilo, por aquello de la espiritualidad, y una buena excusa para acercarse al género.

Como ésta también será una Navidad a ritmo de góspel, hemos charlado con dos expertas: mujeres todoterreno que dirigen dos de los coros más importantes en la capital y que vuelven a ofrecer su habitual concierto navideño: Rebeca Rods (Black Light Gospel Choir, 22 de diciembre en el Nuevo Teatro Alcalá de Madrid) y Raquel Soto (Enclavegospel, 26 de diciembre en Matadero de Madrid).

REBECA RODS dirige, entre otros, el coro gospel Black Light Gospel Choir (La Voz, Factor X); cantante y arreglista, ha trabajado para Alejandro Sanz, El Barrio, Edurne, Pastora Soler o Pitingo, entre otros. Profesora de canto y coro, ha sido vocal coach en Got Talent y realizado doblajes para Walt Disney o Pixar.

RAQUEL SOTO, cantante y vocal coach, es la directora del coro gospel Enclavegospel. Fue jurado en el talent show Acapela (#0) y profesora en otros programas como Factor X (Cuatro), Cántame Como Pasó (TVE) o My Camp Rock (Disney Channel), además de dirigir su propia escuela.

¿Cómo y cuándo os acercáis al góspel?

Rebeca: “Comencé escuchando cantantes de soul, r&b y pop de los 90 (Whitney Houston, Mariah Carey) que contaban con coros góspel en sus grabaciones. Cuando llegué a Madrid en 2000, busqué uno y encontré a Sheilah Cuffy, que me acogió en su coro Inside Voices, y ahí empezó mi trayectoria profesional en el género. En 2001 me subí a cantar Oh Happy Day con Mississippi Mass Choir; ya me dedicaba a la música, en otros estilos, pero el góspel me apasionaba… y así empecé”.

Raquel: “Hace unos 10 años y con la intención de ahondar en la emoción a la hora de cantar, me acerqué al góspel; me parecía un género con una gran dificultad técnica y me atrajo mucho. Así, lo que empezó siendo algo sin muchas pretensiones, se convirtió en un coro profesional de góspel”.

¿Cómo os nutrís del género?

Rebeca: “investigo, busco… cuando no había Internet, tenías que ir a las tiendas de discos a indagar y profundizar en el estilo o escuchar funk, soul, blues, jazz... Viajo habitualmente a Nueva York y tengo contacto con directores de allí con los que trabajo también en Madrid” (N. del A: Madrid Es Gospel, festival en el que han participado figuras del góspel internacional como M. Henry, Bazil Meade o Isaac S. Cates).

Raquel: “Estudio mucho el estilo, el fraseo, los acentos… copiar a los grandes es lo que te hace abrir el oído y aplicarlo a tu forma de cantar. Por supuesto, escuchar y ver a otros coros: todo se absorbe, se asimila y se integra en tu forma de cantar. Es un trabajo que requiere una maduración; cada vez oyes más detalles”.

¿En España se entiende el góspel?

Rebeca: “El góspel no se entiende, se siente. Es música del corazón y ahora mismo está en plena expansión. Aunque sea en inglés y haya quien no lo entienda, además de su temática religiosa, su energía se transmite. Ese vibrar, ese sentir, esa forma de conmover… es lo que llega”.

Raquel: “Por supuesto, como en todo el mundo. Es un tipo de música universal con un mensaje claro, aunque no se entienda la letra o no seas católico: solo hay que tener sensibilidad y capacidad de amar”.

¿Qué le diríais a alguien que no ha visto nunca góspel en directo?

Rebeca: “Le advertiría de que le espera una descarga para la que quizá no esté preparado… como en otros estilos musicales, cuando la energía y comunicación son tan grandes, se produce una catarsis en la que comulgamos todos”.

Raquel: “Lo recomiendo porque es toda una experiencia de la que se sale muy reforzado. Hay que vivirlo y, si se puede, acudir a una misa en Estados Unidos: hay que verlo. Si no, no se termina de entender”.

¿Hay que ser creyente para entender y disfrutar el góspel?

Tuve la suerte de conocer a su madre, su prima y al director de coro de su iglesia, New Hope y de cantar con ellas. Whitney Houston es un referente no solo del góspel sino también del pop y r&b

Rebeca: “creo que, en general, no hay que tener prejuicios o unas creencias determinadas: sí es necesario conocer la raíz del género para entender por qué es algo tan profundo y energético a nivel musical”.

Raquel: “Más que creyente, hay que ser sensible. Aunque a nivel textual se hable de la fe en Dios, esa fe puede ser en lo que cada uno elija. Es un estilo que sirve para afianzar esos valores fundamentales que todos debemos tener”.

¿Qué se experimenta cuando se canta en un coro góspel?

Rebeca: “El góspel es un canto de esperanza, alegría, dolor, fuerza, actitud, recogimiento… también es una exaltación de las creencias (sean las que sean) pero, incluso aquellos que no sabe ni en qué creen, disfrutan cantando en coro: cuando unes tu voz con la de los demás para proclamar algo, te sientes más fuerte… la unión hace la fuerza”.

Raquel: “Es una música que te pone. Cantar en coro es emocionante y dirigir toda nuestra energía hacia el mismo punto, excitante. Transmitir emociones, a nivel solista o coral, genera muchísima felicidad. Animo a todo el mundo a que lo haga porque es una terapia maravillosa”.

Whitney Houston, figura clave del góspel

Whitney Houston / Suzie Gibbons/Redferns

“Tuve la suerte de conocer a su madre, su prima y al director de coro de su iglesia, New Hope (New Jersey) y de cantar con ellas. Whitney Houston es un referente no solo del góspel sino también del pop y r&b por su forma de cantar y fusionar soul y góspel; fue una artista muy criticada que pasó de cantar a Dios, en su iglesia, a triunfar en la industria más comercial y competitiva”, cuenta Rebeca Rods para LOS40.com.

Repasamos 5 clásicos del góspel por Whitney Houston:

Jesus Loves Me. Un clásico del gospel y, además, una de las canciones favoritas de Whitney; la recordamos en su última actuación interpretando este tema el 9 de febrero de 2012, dos días antes de fallecer.

Hold on, Help is on the Way. De la película The Preacher’s Wife, es uno de los temas más potentes e inspiradores de su banda sonora.

I Love the Lord. Otro tema clave del género gospel y que Whitney Houston interpretó en el film The Preacher’s Wife.

His Eye is on the Sparrow. También en dicha película, esta canción fue escrita en 1905 por Civilla D.Martin.

Joy to the World. Joy to the World es, sin duda, el himno gospel por excelencia, especialmente en Navidad. Recordamos esta interpretación de Whitney con The Georgia Mass Choir, un medley con I Love The Lord.


icono_desplegar_comentarios_2

Comentarios

icono_desplegar_comentarios_2
LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?