San Valentín: 10 canciones sobre rupturas

Celebramos el ‘Día de los enamorados’ con humor: las rupturas como fuente de inspiración en el pop

Taylor Swift

Taylor Swift en un concierto de '1989 World Tour'. / Carrie Davenport (Getty Images)

Se acerca el Día de los enamorados y hemos recopilado unos cuantos hits de la historia del pop para celebrarlo: 10 canciones sobre rupturas para celebrar San Valentín. Porque el fin de una relación siempre ha sido fuente de inspiración. Disfruta de la música, ya sea en soledad o compañía.

Every breath you take (The Police, 1983)

La mítica canción de The Police estaría inspirada en el divorcio de Sting y Frances Tomelty y, al contrario de lo que piensa la mayoría, habla de acosar a un ex. Sting ha admitido en varias ocasiones sentirse contrariado al ver que se entiende como una canción de amor positiva, cuando en realidad es todo lo contrario... Every Breath You Take estuvo 8 semanas en el top ten de las listas estadounidenses y ganó el Grammy a Canción del Año (1984).

Un-break my heart (Toni Braxton, 1996)

Escrita por Diane Warren, Un-Break My Heart habla de las emociones después de una ruptura amarga y del deseo de una de las partes de tener otra oportunidad. Toni Braxton, en un principio, no quería grabar la canción pero el productor L.A. Reid la habría convencido para cambiar de opinión. El tema estuvo 11 semanas en el número 1 del Billboard Hot 100 y se convirtió en uno de los mayores hits de la época. Ganó el Grammy a Mejor Interpretación Vocal Pop Femenina en 1997.

Nothing Compares 2 U (Sinéad O'Connor, 1990)

Prince escribió Nothing Compares 2 U y fue grabada por primera vez por The Family, grupo funk del propio artista; pero fue Sinead O'Connor quien la convirtió en un clásico 5 años después: cómo expresó la cantante el dolor emocional de la ruptura y un videoclip en el que lágrimas caen por sus mejillas convirtieron el tema en número 1 de las listas de singles pop y fue nominada a los Grammy en la categoría de Canción del Año.

It Must Have Been Love (Roxette, 1990)

Roxette ya estaban petándolo con sus singles The Look y Listen To Your Heart, que llegaron a lo más alto, cuando les pidieron una canción para la banda sonora de Pretty woman. Así, It must have been love alcanzó la popularidad y se convirtió en otro hit del dúo sueco llegando a estar 2 semanas en el primer puesto de la lista Billboard Hot 100.

So What (Pink, 2008)

En 2006 Pink se casó con el ex piloto Carey Hart. En febrero de 2008 anunciaron su separación y el single se lanzó en agosto de ese mismo año, con lo que el tema podría ser sobre dicha ruptura. So What se convirtió en el primer número 1 de Pink. La historia tiene final feliz: Pink y Carey volvieron en enero de 2009.

Don't Speak (No Doubt, 1996)

Las dificultades amorosas entre miembros de bandas pueden ser muy prolíficas a la hora de componer y Don't speak es un claro ejemplo de ello: escrita por Gwen Stefani y su hermano Eric, la canción habla sobre la ruptura de la cantante con el bajista del grupo, Tony Kanal. La canción estuvo nada más y nada menos que 16 semanas consecutivas en el número 1 de la radiofórmula estadounidense y convirtió a No Doubt en estrellas del rock internacional.

Part of me (Katy Perry, 2012)

Part of me fue escrita durante las sesiones de grabación del disco Teenage Dream, segundo álbum de estudio de Katy Perry. El tema podría hablar sobre la ruptura entre la compositora y Travis McCoy y no vio la luz hasta que se lanzó la reedición de dicho disco. En aquel momento, Katy Perry se había separado de Russell Brand; ella afirma que el tema no es sobre dicho matrimonio.

Torn (Natalie Imbruglia, 1997)

La mítica Torn fue grabada originalmente por el grupo Ednaswap en 1995 pero fue 2 años después, cuando la australiana Natalie Imbruglia la incluyó en su disco Left of the middle, que se convirtió en todo un clásico del pop rock mainstream noventero. El tema estuvo en el top ten de casi todo el mundo y se llevó el Grammy a Mejor Interpretación Vocal Pop Femenina.

We Are Never Ever Getting Back Together (Taylor Swift, 2012)

Después de componer su disco Speak Now, Taylor Swift colaboró con Max Martin y Shellback para dar forma al tema We Are Never Ever Getting Back Together, incluida en Red, su cuarto disco. La canción contaría el continuo 'romper y volver a estar juntos' con su ex y fue el primer número 1 de Taylor Swift.

Cry Me a River (Justin Timberlake, 2002)

La relación entre Justin Timberlake y Britney Spears, de 1999 a principios de 2002, fue una de las más sonadas y comentadas por aquel entonces. Supuestamente, y tras una llamada telefónica durante la ruptura, nació Cry Me A River, incluida en Justified, su primer álbum como solista. La revista Rolling Stone se refirió a ella como 'aria de la ruptura'. Justin ganó el Grammy a Mejor interpretación vocal pop masculina.

BONUS TRACK

Someone Like You (Adele, 2011)

Co-escrita con Dan Wilson, Someone Like You es uno de los grandes éxitos de Adele y forma parte de su álbum 21. Según declaró, estaba cansada de escribir canciones de odio o enfado como Rolling In The Deep y quería componer algo que la ayudase a sentirse bien respecto a su ex. Someone like you llegó al número 1 en Reino Unido y, después de su actuación en los Brit Awards, llegaría al primer puesto ese año también en Estados Unidos.


icono_desplegar_comentarios_2

Comentarios

icono_desplegar_comentarios_2
LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?