Los Rolling Stones amenazan con demandar a Trump si sigue usando su música

La legendaria banda se suma a una larga lista de artistas que no quieren que sus temas suenen en los mítines del presidente

Los Rolling Stones amenazan con demandar a Trump si sigue usando su música

Ronnie Wood, Mick Jagger, Charlie Watts y Keith Richards, miembros de The Rolling Stones, en un concierto en 2016. / Kevin Winter/Getty Images

Cada vez son más los artistas y grupos que se desvinculan de Trump y no quieren que su música suene en ninguno de los mítines. Después de Bruce Springsteen y los Village People, la lista se va haciendo más grande. Los últimos en prohibir al presidente de Estados Unidos el uso de sus canciones han sido los Rolling Stones, que han amenazado incluso con emprender acciones legales.

La banda que lidera Mick Jagger ha publicado un comunicado en el que asegura que ha puesto en manos de su equipo legal el asunto para proteger sus derechos de autor. La campaña de Trump utilizó la canción You Can’t Always Get What You Want en su último mitin de Tulsa, en Oklahoma, aunque no es la primera vez, ya pasó en 2016.

“Esta podría ser la última vez que el presidente Donald Trump utiliza canciones de los Stones”, dice el comunicado citado por varios medios americanos. “A pesar de las directivas de cese y desistimiento de Donald Trump en el pasado, los Rolling Stones están tomando medidas adicionales para impedir que utilice sus canciones en el futuro en cualquiera de sus campañas políticas”, advierten. “Si Donald Trump ignora la exclusión y persiste, se enfrentará a una demanda por reproducir música de manera no autorizada”, dice el comunicado.

Yaen 2016 la banda mostró su desacuerdo a que su música protagonizara mítines y actos de campaña organizados por Trump. En varias ocasiones lo manifestaron, e incluso tuitearon un vídeo en el que Mick Jagger habla sobre ello mostrando su enfado.

Queen y Tom Petty ya lo habían hecho antes

No es la primera vez ni parece que será la última que el presidente de Estados Unidos tiene problemas al utilizar la música de los artistas y grupos sin su autorización directa. Adele, R.E.M. o Neil Young ya denunciaron el uso de sus obras en actividades republicanas.

Aunque un caso más sonado fue el de la música de Tom Petty. El músico falleció en 2017, pero su familia advirtió al presidente Trump que no utilizara I Won’t Back Down en un mitin de Tulsa, considerando que, además de no haber sido autorizado, el cantante nunca habría querido que su canción fuese utilizada “en una campaña de odio”.

Queen también prohibió el uso de una de sus canciones más conocidas, We Are the Champions, en una aparición de Donald Trump en la convención republicana en 2016. El grupo había explicado en Twitter que su canción fue utilizada “contra su voluntad”.


icono_desplegar_comentarios_2

Comentarios

icono_desplegar_comentarios_2
LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?