Forfast abandona Youtube tras las acusaciones de explotación laboral

El youtuber asegura haber sufrido bullying y acoso en su casa

Youtube

Fortfast dice adiós a Youtube / Omar Marques/SOPA Images/LightRocket via Getty Images

Fausto Climent, más conocido como Fortfast lleva varios días en el centro de la polémica desde que un ex trabajador le denunciara públicamente a través de las redes sociales por presunta explotación laboral. Fran Rodrigo denunciaba esta presunta situación en su trabajo además de otras desagradables situaciones tras trabajar durante un tiempo con este youtuber. Lo hacía después de un mensaje en el que el youtuber e influencer pedía prudencia tras conocerse la noticia del suicidio de un jugador de eSports por la presión social en las redes.

"Me vas a permitir hacer la apreciación, tras dos años de reflexión, de que tienes los cojones del tamaño de dos soles. Y probablemente me quedo corto en magnitudes. Si me prestáis atención durante los próximos 5/10 minutos, voy a explicar a qué hace referencia este tuit porque son ya dos años aguantando. Primer problema: tengo pensión de orfandad parcial que hasta el momento he complementado con trabajos a media jornada o por menos del SMI, la única condición para no perderla era no superar esos 13.000€ anuales. Me convenció de que, para no perder esta pensión, trabajara en la empresa con un contrato de media jornada, ATENCIÓN, pero echando 8h diarias (una jornada completa), porque estaría cobrando lo mismo de las dos maneras (jornada completa sin pensión / media jornada + pensión). Llegamos a la parte que más me ha afectado a nivel personal: los insultos, las degradaciones delante de compañeros, las humillaciones constantes y obligarme a ir a la oficina durante el curso, saltándome las clases e incluso llegando a pasar más de las 23.00 mientras editaba (...). Todo desemboca en octubre de 2018, la última vez que le vi en persona, y fue cuando en una reunión en la que se discutía el futuro de la empresa, estando delante de mis 3 compañeros, alabó las tareas de todos y cada uno de ellos y una vez llegó mi turno me destrozó verbalmente. Me insultó, me dejó por los suelos, me echó la culpa de haber perdido nosecuantos mil euros de una acción comercial (luego lo hablé con el otro dueño y resulta que los perdió él por sus malas formas). Me quería obligar a dimitir. Salí literalmente temblando y llorando de la ofi" tuiteó este joven cuyo testimonio fue seguido por otros en idéntica línea.

Todos estos mensajes han corrido como la pólvora por todas las redes sociales. Sr Forfast ha intentado ofrecer su versión de los hechos alegando que él nunca ha explotado a nadie pero la opinión pública ya se había posicionado en su contra hasta el punto de que como ha denunciado el propio Fausto Climent, son muchos los que le han deseado la muerte o participado de alguna manera en un acoso hacia su persona llegando incluso a filtrar su teléfono y la dirección de su domicilio.

Tras varios vídeos la situación ha desembocado en un comunicado en el que anuncia el abandono de sus redes sociales y su faceta como youtuber.

"Estoy estable. Gracias a todas las personas que me han escrito en los últimos días con mensajes de apoyo y amor. Habéis hecho que todo fuera un poco menos feo. Insisto en lo profundamente arrepentido que estoy de lo que pasó hace dos años. Pero el arrepentimiento por mi comportamiento no es una capitulación hacia todo lo que se ha dicho sobre mí. Hace tiempo que no soy esa persona (gracias a sudor, terapia y lágrimas) como bien le hice saber a uno de los implicados hace unos meses, quien no aceptó del todo mi súplica de redención parece ser. Detrás de mis malas formas hubieron errores y carencias, pero nunca en mi vida le he deseado el mal a nadie. Di mis ahorros de una vida por un proyecto, me intoxiqué y a día de hoy el resto de trabajadores de esa empresa que ya no existe lo entienden y siguen siendo mis amigos, igual que un día lo fueron los implicados. Siempre velé por el futuro de todos y eso es algo que nunca podrán negarme. Era demasiado joven e inexperto, todo sea dicho. No se quería justicia, pues nunca se recurrió a los tribunales. He perdido mi trabajo, mi proyecto de hace más de siete años. No podré volver a conocer a nadie nuevo en mi vida sin sentir que le debo una explicación sobre algo que seguramente conocerá. Se me ha marcado con hierro y echado a los leones. Nunca se quiso justicia, sino arrebatarme mi presente y futuro. En lo laboral y personal. Irme de Youtube era una decisión que más temprano que tarde iba a tomar una vez solventara mi situación económica; pues entiendo que mi labor social ya está más que desarrollada en tnato lo que puedo compararlo con el coste de mi vida privada. Ni siquiera he podido irme por mi propio pié. No hablaré más del tema. No me defenderé públicamente. Seguiré aguantando los golpes porque la vida privada de los acusados vale más que mi venganza personal. Y a ti, quién has lanzado piedras en mi lapidación, quien ha filtrado mi teléfono y dirección o quien simplemente ha usado esos datos para hacerme más daño, te deseo mucho amor y empatía en la vida. No por ti, sino por quien te rodea. Gracias y hasta más ver" explica en su último comunicado.


icono_desplegar_comentarios_2

Comentarios

icono_desplegar_comentarios_2
LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?