R.E.M., los Rolling Stones, Elton John y docenas de artistas exigen el fin del uso electoral de sus canciones

El descontento de los músicos con las prácticas del Gobierno estadounidense no ha dejado de crecer

R.E.M., los Rolling Stones, Elton John y docenas de artistas exigen el fin del uso electoral de sus canciones

Los Rolling Stones actúan en Australia en 2014. / Morne de Klerk/Getty Images

¿Qué tienen en común Elton John, los Rolling Stones, Lionel Richie, Courtney Love, Panic! at the Disco, Pearl Jam, Sia, Aerosmith, Lorde y Linkin Park? Probablemente muchas otras cosas, pero entre ellas una que los ha unido en busca de un objetivo común: el deseo de que los políticos se mantengan en un segundo plano muy alejado de su música.

Los mencionados y docenas de otros artistas han firmado una carta abierta dirigida a al Congreso y Senado estadounidenses, pidiendo a todas las partes que pongan fin a la apropiación de canciones populares para fines políticos sin autorización.

"Ningún político se beneficia al obligar a un artista popular a repudiarlo públicamente y rechazarlo", dice la carta. "Sin embargo, estas controversias innecesarias inevitablemente hacen que incluso los artistas más reticentes o apolíticos se mantengan al margen, obligándolos a explicar las formas en que no están de acuerdo con los candidatos que usan su música de manera errónea. Y en las redes sociales y en la cultura en general, son los políticos los que generalmente terminan en el lado equivocado".

La lista es larguísima, e incluye a Green Day, R.E.M., Sheryl Crow, Blondie, Elvis Costello y Lykke Li. Mick Jagger y Keith Richards firmaron además individualmente. Steven Tyler, por ejemplo, está incluido como miembro tanto bajo su propio nombre como el de Aerosmith.

"Como artistas, activistas y como ciudadanos, os pedimos que os comprometáis a que todos los candidatos que apoyéis busquen el consentimiento de los artistas y compositores antes de usar su música en campaña y actos políticos. Esta es la única manera de proteger a vuestros candidatos de riesgos legales, controversia pública innecesarias y del atolladero moral que implica afirmar, incluso de forma implícita, falsamente que tienen el apoyo de un artista o de distorsionar la expresión de un músico en una situación pública tan importante", dice la carta.

El tema de la apropiación con fines electorales ha sido un candente en los últimos meses, con artistas que quieren evitar que su música se reproduzca en manifestaciones de campaña y en vídeos políticos. Los Rolling Stones han estado trabajando para señalar que los usos políticos requieren una licencia separada de los permisos normales del lugar, y Neil Young llegó a amenazar con demandar al presidente si continuaba usando sus canciones en eventos de campaña.


icono_desplegar_comentarios_2

Comentarios

icono_desplegar_comentarios_2
LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?