Qué ha sido de Simon Baker, el mentalista que nunca envejeció

¿A qué se dedica ahora aquel hombre atractivo de sonrisa cautivadora que dio vida a Patrick Jane en El mentalista?

Simon Baker mentalista desaparecido actor

Simon Baker en un evento sobre 'El mentalista' celebrado en 2010 / Getty Images / Pascal Le Segretain

Hoy Simon Baker cumple 51 años, pero ¿qué ha sido del actor que interpretó a Patrick Jane en El mentalista? El artista ha mantenido un perfil extremadamente bajo después de protagonizar los 151 episodios de la ficción, y prácticamente le hemos perdido la pista.

Baker, que en varias entrevistas ha dicho no sentirse demasiado atraído por Hollywood y que, confiesa, se sintió muy sorprendido por la fama que ha ido empalmando desde que nos robó el corazón en El diablo viste de Prada, tan solo ha participado en tres proyectos desde que acabó El mentalista. Al terminar se retiró a Tasmania, en Australia, donde actualmente vive con su esposa e hijos.

Lo más interesante que ha hecho tras dar vida al carismático Patrick Jones ha sido la película Breath (2017), donde él mismo ejerció tanto de director como de actor. La cinta, que está basada en un best-seller de Tim Winton, trata sobre dos adolescentes que entablan una estrecha relación de amistad con un veterano surfero, Sando, que les enseña a dominar la técnica de este deporte costero. En la película también colaboraba Elizabeth Debicki (Tenet). Breath recibió muy buenas críticas en Australia y Baker ganó un AACTA (los Óscar australianos) a mejor actor secundario y se llevó una nominación a mejor director.

Después, en 2018, el actor volvió a Estados Unidos para rodar una un dramón sobre una cantante de jazz a la que le detectan una gravísima enfermedad. Sin embargo, Here and Now, un proyecto algo sensiblero que estuvo protagonizado por Sarah Jessica Parker, no marcó ni un antes ni un después en la carrera de Baker, y la película pasó sin pena ni gloria por los cines.

(De izq a der) Jacob Junior Nayinggul, Simon Baker y Witiyana Marika durante la presentación de 'High Ground' en la Berlinale de 2020 / WireImage vía Getty Images / Isa Foltin

Su tercera y última obra tras El mentalista aún no ha llegado a las salas: se llama High Ground, ha sido lanzada durante la Berlinale en febrero de este año –poco antes de la expansión del coronavirus– y su trama parece de lo más estimulante: un hombre de ascendencia aborigen, Gutjuk (Jacob Junior Nayinggul), se alía con un exsoldado, Travis (Simon Baker), para dar con el guerrero aborígen más peligroso del territorio: el tío de Gutjuk.

La película, que está contextualizada en los años 30 en Australia, se estrenará a lo largo de 2021, y probablemente sirva como cine-denuncia –como lo hizo la Walkabout de Nicholas Roeg– para dar visibilidad al maltrato que recibieron los aborígenes en el país.

No sabemos si algún día Baker volverá a lucir en televisión esa cautivadora sonrisa con la que nos atrapó en El mentalista. Los años no le han sentado nada mal y, creativamente, parece estar en el apogeo de su carrera. Sin duda nos encantaría verle más. De hecho, le ha cogido gustillo a la dirección y dice que quiere hacer más cine independiente en su tierra. ¿No se animará Netflix a contratarle para protagonizar alguno de sus próximos proyectos?


icono_desplegar_comentarios_2

Comentarios

icono_desplegar_comentarios_2
LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?