Netflix ficha a Jean-Claude Van Damme

El actor estrenará una nueva cinta de acción con tintes cómicos

Netflix ficha a Van Damme

Jean-Claude Van Damme en una escena de 'Blanco humano' (1993) / Getty Images / Imagen promocional

Artes maciales. Boxeo. Tiroteos sin límites. Bailes excéntricos. Romances extremos. Músculos y anabolizantes. Jean-Claude Van Damme representa un tipo de cine de acción ochentero –el de ese chulito guaperas y mazado que devora serpientes si hace falta– que hoy ha quedado algo desfasado. Comparte con estrellas de la talla de Arnold Schwarzenegger, Sylvester Stallone y Steven Seagal una forma muy peculiar de comprender el cine: como un espectáculo de entretenimiento sin límites en el que las tortas y los chascarrillos son el hilo conductor de las historias.

La carrera de Seagal ha quedado dinamitada por el propio actor, que ha sido acusado por varias mujeres de haberlas acosado sexualmente hace casi dos décadas, mientras que la de Schwarzenneger entró en punto muerto en el momento en el que se convirtió en gobernador de California. Ahora parece haber retomado su trabajo actoral y ha estrenado películas como Terminator: Destino oscuro y Una historia de venganza. Stallone sigue trabajando como siempre, combinando títulos taquilleros como Los mercenarios como las múltiples secuelas de Rocky.

¿Pero y Van Damme? ¿Qué fue de él? ¿Qué ha hecho hasta ahora? Él no ha dejado de trabajar, aunque la mayoría de sus películas recientes no han llegado a España. Mátalos a todos, Operación rescate, Kickboxer: Contraataque y Estado crítico han pasado sin pena ni gloria, seduciendo tan solo a un público muy determinado de fans que sigue su carrera de cerca.

Pero quizás la suerte de Jean-Claude Van Damme esté a punto de cambiar, porque Netflix le ha fichado para protagonizar una comedia de acción llamada The Last Mercenary, literalmente El último mercenario. La película se rodará en Francia y se centrará en la historia de un ex-agente secreto que debe volver a su antigua vida cuando a su hijo lo acusan de traficar con armas. Por supuesto, un mafioso ruso, antiguo enemigo de Van Damme, será el responsable de haber urdido el malévolo plan.

Todo un homenaje al cine de acción de los ochenta y noventa que estará dirigido por David Charnon, responsable de Incompatibles y guionista de Cómo conocí a mi padre y Los náufragos. Un tipo de quien no tenemos demasiadas referencias pero que ha prometido rendir pleitesía a "esas películas de culto en las que los héroes eran increíbles y las escenas de acción las más impresionantes".

Van Damme también ha dejado algunas declaraciones: "Se trata de un proyecto muy emocionante que me permite enfrentarme a un nuevo género. He sido siempre un fan del cine de Jean-Paul Belmondo y espero estar a la altura y retomar el espíritu de las comedias de acción que hacía", explicó.

¿Estará Van Damme realmente a la altura de una de las plataformas más grandes de nuestro tiempo? ¿Volverá a brillar tanto como lo hizo en la sátira JCVD de 2008? ¿Volveremos a verlo en personajes como en las películas Timecop, Soldado universal, Street Fighter, la última batalla o Cyborg o será algo muy diferente? ¿Qué le depara el futuro a nuestro belga musculado favorito? Solo el tiempo lo dirá. Y los índices de audiencia de Netflix, por supuesto.


icono_desplegar_comentarios_2

Comentarios

icono_desplegar_comentarios_2
LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?