‘It’s a sin’, la canción de Pet Shop Boys que es tan liberadora como la serie de Russell T. Davies

En 1987, David Tennant escribió este tema en el que cuestiona y critica su educación religiosa

‘It’s a sin’, la canción de Pet Shop Boys que es tan liberadora como la serie de Russell T. Davies

Chris Lowe y Neil Tennant, miembros deThe Pet Shop Boys, en 1983. / Lester Cohen/Getty Images

Es una de las series del momento. It's a sin se ha convertido en uno de los temas de conversación de toda la comunidad seriéfila. La producción de Russell T. Davies se puede ver y sufrir en HBO España, y es una aproximación dramática a la epidemia del sida y sus consecuencias en la comunidad gay en el Londres de los años 80. Con esta miniserie, el showrunner británico cierra una deuda que mantenía abierta desde la creación de Queer as folk (1999), una de las primeras series que mostraban la realidad de la comunidad, pero en la que no trató esta enfermedad y su estigmatización.

Uno de los grandes atractivos de esta miniserie radica en su banda sonora. Los jóvenes protagonistas están descubriendo la libertad de la noche, sus fiestas y sus encuentros con desconocidos. En las discotecas y jukeboxs no dejan de sonar algunos de los éxitos más representativos y bailables de la época. Es inevitable no tener ganas de bailar con hits como Enola Gay de OMD, Tainted love de Soft Cell, Calle me de Blondie o Karma Chameleon de Culture Club. Y, como no, el tema que da título a la serie, el clásico It's a sin de Pet Shop Boys, versionado para la ocasión por el grupo Years & Years.

Russell T. Davies no podía haber escogido un tema mejor para poner música a un tema que causó tanto dolor. El tema fue el primer single de Actually, el segundo disco de Pet Shop Boys, lanzado en 1987, y si bien no está relacionado directamente con la epidemia de sida, comparte el malestar y la sensación de abrir los ojos ante una realidad que no era la que su autor experimentaba.

Neil Tenant, miembro de la banda, habló en una entrevista de cómo escribió la letra de la canción, como una forma de purgar sus emociones después de una situación personal. De niño, no lo pasó demasiado bien estudiando en el colegio St Cuthbert's, donde recibió una dura educación católica. Fue después de abandonarlo cuando decidió escribir una letra para narrar cómo había sido su experiencia. Aún antes de declarar abiertamente su homosexualidad, que no llegó hasta 1994, el músico se exorcizó a sí mismo cuestionándose todo lo que le habían intentado inculcar en esa institución.

‘It’s a sin’, la canción de Pet Shop Boys que es tan liberadora como la serie de Russell T. Davies

En la letra del tema expone, sin atacar, algunas de las conclusiones que sacó de su estancia en el centro. "En la escuela me enseñaron cómo ser / puro de pensamiento, palabra y obra / no tuvieron mucho éxito", con esos versos deja claro que siempre tuvo la sensación de que todo cuanto hacía en su vida era un pecado.

Por si esto suponía poco para crear una polémica en ciertos sectores de la sociedad, Chris Lowe fue un paso más allá y añadió a la canción varias muestras de audio tomadas en diferentes iglesias, como la Catedral de Westminster. En ellas se pueden escuchar fragmentos de misas celebradas en latín, todo con la intención de mostrar el anacronismo de la institución. Para más inri, Tennant recita al final del tema el confíteor, una oración en latín usada en el rito romano de la misa.

El vídeo de la canción fue también polémico. Levantó una enorme disconformidad entre los sectores más conservadores de la sociedad al mostrar varios monjes negros que actúan como tribunal inquisidor que juzga a Tennant. Lowe aparece como un guardia, en manos de quien se deja al protagonista después de ser sentenciado. Mientras, aparecen las representaciones de los siete pecados capitales.

Según aseguró Tennant en una entrevista posterior, no buscaba provocar el revuelo que causó con It's a sin. "La gente se lo tomó realmente en serio; la letra fue escrita en unos 15 minutos, y trataba de ser una broma de campamento, no fue algo que conscientemente me tomara yo demasiado en serio", dice el músico. "A veces me pregunto si había algo más que eso en mi mente en aquel momento. Pero el párroco de Newcastle pronunció un sermón sobre ello, reflexionando sobre cómo la Iglesia había cambiado pasando desde la amenaza con un infierno terrible hacia el mensaje de amor", concluye.


icono_desplegar_comentarios_2

Comentarios

icono_desplegar_comentarios_2
LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?

Escucha la radio en directo

Los40
En directo

Tu contenido empezará después la publicidad

HOY EN LOS40

PODCAST

PROGRAMACIÓN

PLAYLISTS

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad