Ms Nina: “Me jode un poco tener que morderme la lengua para que se escuchen mis canciones”

Hablamos con la cantante argentina sobre su nueva canción, 'Si quieres', y sus proyectos de futuro

Ms Nina

Ms Nina, en el videoclip 'Si quieres' / Universal Music

Llegado el verano, se nos haría un poco cuesta arriba afrontar este calor de no ser por canciones que marcan el ritmo de las tardes de playa y piscina. Si quieres, el reciente lanzamiento de Ms Nina es una de esas en las que viviríamos toda la vida, porque siempre viene bien escuchar letras en las que se habla con claridad de un tema que siempre importa: el sexo.

Como es habitual, la cantante argentina habla sin tapujos de un acto al que se refiere de mil formas posibles (garchar, culiar, coger, tirar, curtir, etc.) y lo hace con un ritmo pegadizo que obsesiona desde el primer momento en que se escucha. Hablamos con ella para que nos cuente un poco más cuáles son sus propósitos artísticos.

P. Nos sigue sorprendiendo que haya mujeres que sean valientes para contar las cosas como son, sin artificios…

R: Me encanta la canción, porque dice una realidad. La hicimos con Alizzz y C. Tangana, produciendo y escribiendo. Queríamos plasmar una idea general del típico chico que te quiere encantar para que llegue el momento en que se le note que lo único que quiere es sexo. Era una forma de decir: “Ese cuento ya me lo sé, no te hagas el tonto”. Luego pensé que me había pensado con las malas palabras… pero luego pasé de ponerme exquisita.

P. ¿Eso quiere decir que no te pones límites?

R: Ahora me estoy poniendo más límites, porque me gustaría que mi música suene en las radios. Si no hago ese esfuerzo, para no decir palabras feas, sé que no voy a lograrlo. Me gustaría que todo el mundo escuchara mi canción.

P. ¿Por qué crees que en el rap anglosajón es más fácil incluir temática más explícita?

R: Allí es muy fácil escuchar palabras como dickpussy y las artistas que lo cantan son muy respetadas. Aquí, nos escandalizamos al escuchar esas palabras traducidas al castellano. Somos todos curas y monjas… como si no tuviéramos relaciones, ni nos emborracháramos ni hiciéramos locuras. Un poquito de diversión es lo que nos hace falta.

P. ¿Por qué crees que los medios siguen siendo tan pulcros?

R: No sé de qué tienen tanto miedo. Estamos en 2021, han pasado muchas cosas, debemos entender que todo cambia, pero no nos entra en la cabeza. A la gente le sigue ofendiendo un pezón, una palabra relacionada con el sexo… Poco a poco va cambiando. Está bien ser abierto sin faltar el respeto a los demás. Sigo sin entender por qué existe tanta censura. Me jode un poco tener que morderme la lengua para que se escuchen mis canciones. ¿Por qué tengo que censurarme yo?

P. ¿Cómo ha sido tu vuelta tras un año sin publicar nada?

R: Estoy empezando de nuevo y me está costando un poco, pero la gente está respondiendo muy bien a Si quieres. Además, dentro de nada publico una colaboración con un artista chileno buenísimo y cuando acabe el verano, me pongo con el EP, que no va a ser todo perreo y reggaetón. En el confinamiento grabé muchísima música, no solo la que suelo publicar, sino también canciones románticas, con guitarra. Seguiré sacando temas "muy Ms Nina", con esa seña de identidad, pero reconozco que quiero ir más allá y publicar cosas totalmente diferentes. Mi sonido ha cambiado mucho. Creo que sueno mucho mejor. Le presto atención al máster, no solo me quedo con el beat, como hacía antes. Con el tiempo he ido aprendiendo lo que me gusta, he crecido mucho a nivel musical y quiero contarlo en mi próximo trabajo.

P. ¿Cómo fue tu actividad durante el confinamiento?

R: Sí, un tema, pero me rayé y no saqué nada más. Veía que todo el mundo sacaba música y me animé, pero con el tiempo me di cuenta de que no iba conmigo. Cada día había algo nuevo y la gente no tenía paciencia para esperar a la siguiente canción. La música es algo muy personal, lleva su tiempo, es un momento y una emoción. Como cada persona, cada artista necesita su tiempo para encontrarse y publicar lo que cree que es bueno.

P. ¿Cómo lo haces para no sentir esa presión?

R: Hay veces que tengo mucha creatividad y otras no me sale nada. Cuando no tengo ideas, escucho mucha música, escribo todo lo que se me pase por la cabeza, grabo, aunque no lo vaya a publicar. Esto también me hace estar dentro del círculo. A veces es difícil disociar el arte del negocio y estamos hablando de que es una industria y hay que sacar canciones, pero, debes tener claro que necesitas pasarlo bien porque si no, no tiene ningún sentido. También es cierto que, conforme vayas haciendo cosas y juntándote con gente, tienes más ideas y el público espera mucho más de ti. Al principio yo estaba sola y sigo siendo mi propia jefa, pero ya tengo más gente conmigo y tengo una responsabilidad. Estoy aprendiendo de esa convivencia.

P. ¿Qué opinas de los que creen que al reggaetón le falta contenido?

R: Es una estupidez. También depende de dónde estés. Yo ahora estoy en Miami y de los que opinan eso pienso: “¿A ver si tienes huevos a venir aquí a rodearte con los grandes?”. A mí nadie me conoce aquí, pero tengo la oportunidad de echarle cara a las cosas, emanciparme de alguna manera. Detrás del reggaetón hay gente muy inteligente que compone esas canciones que luego escuchas en las discotecas y para que te guste y quieras bailarlas siempre debe haber alguien detrás que también ame la música. Por ejemplo, yo antes tenía recelo a la hora de colaborar con otros escritores y me he dado cuenta de que estaba equivocada. Se crece mucho trabajando con más artistas.

P. ¿Cómo crees que ha cambiado la percepción de este género respecto a hace unos años?

R: Creo que ya no se subestima tanto como antes. Artistas de estilos muy diferentes se han dado cuenta de que hay algo más allá del ritmo y del baile. Metallica, por ejemplo, ha trabajado con J Balvin. Estoy segura de que hay gente que se ha tirado de los pelos, pero es un resultado de la libertad que existe. Podemos escuchar la música que nos dé la gana y si se cuela una que no nos guste, pasamos a la siguiente o nos quitamos el auricular.

Ms Nina - BAD BITCH

P. ¿Te puedes imaginar tu música sin su influencia?

R: ¡Claro! Tengo canciones preparadas que no tienen absolutamente nada que ver con ese estilo. Son románticas, suenan súper bonitas. Ms Nina tiene una parte romántica, a pesar de que le guste perrear. También tiene su perfil triste, a pesar de que todo el mundo identifique mi música como algo que se baila. Quiero que la gente se lo pase bien y eso se nota con mis playlists, como Cocinando con la Nina. Es algo que se transmite, independientemente del idioma, porque he hecho conciertos en países de Europa donde nadie me entendía, pero no paraba de moverse.


icono_desplegar_comentarios_2

Comentarios

icono_desplegar_comentarios_2
LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?

Escucha la radio en directo

Los40
En directo

Tu contenido empezará después la publicidad

HOY EN LOS40

PODCAST

PROGRAMACIÓN

PLAYLISTS

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad