Entrevista a Miranda!: “Souvenir te va a llevar la discoteca a tu casa”

Hablamos con el dúo argentino sobre su nuevo álbum de estudio

Miranda

Imagen promocional de Miranda! para su disco Souvenir cortesía de Sony Music / Sony Music

Alejandro 'Ale' Sergi y Juliana 'Juli' Gattas son Miranda! Y lo son desde hace 20 años. Uno de los grandes nombres y grupos de la escena musical no solo argentina o americana sino internacional. Para celebrar sus dos décadas de carrera musical acaban de editar un nuevo disco de estudio, Souvenir, que "sintetiza todo el camino recorrido en sus 20 años de trayectoria".

Y ese camino recorrido está asfaltado con los más importantes sonidos de la música electrónica: house (Me gustas tanto, Por amar al amor), dance hall (Caía la noche), disco (Que no pare), electrónica de los ochenta (Luna de papel), canción guitarrera (Casi feliz, No es lo que parece) y una electrónica más climática (Entre las Dos, En el bar, Un tiempo).

Souvenir ya está disponible para todo el público, un álbum en el que Miranda! trabajó en el estudio junto a Cachorro López y con Gabriel Lucena, ambos compartiendo la faceta de la producción. Un espectacular disco repleto de un pop y un sonido electrónico muy elegante y disfrutable al máximo. Ese es el objetivo del dúo: "Souvenir te va a llevar la discoteca a tu casa"

No sé si Entre las dos será un himno LGTBi... No depende de nosotros. Nunca pensamos en historias de amor heterosexual o LGTBi. Pensamos en historias de amor y ya

LOS40: La primera pregunta es obligada. ¿Cómo estáis? ¿Qué tal estáis llevando la pandemia?

Alejandro: Ya medio nos acostumbramos y no pensamos tanto en ello. Simplemente pensamos todo lo que se puede hacer en estos momentos. Hicimos pequeños conciertos y acá en Argentina poco a poco se está abriendo todo y es posible que dentro de unos meses vayamos a dar algún concierto aquí en Argentina y en México. Estamos planeando esas cosas. Estamos medio en la rueda. Salimos de esa zona de incertidumbre y de estar preocupados. Entramos a la acción para no quedarnos congelados.

¿Y cómo ha cambiado vuestro día a dia?

Juliana: En nuestro caso el cambio más radical fue el dejar de viajar. Nos encontramos por primera vez en 20 años semanas completas en casa. En 20 años nunca dejamos de tocar ya fueran lugares grandes o chicos. Eso fue lo más raro de todo. El resto fue como te dijo Ale. Fuimos haciendo lo que pudimos poco a poco. Grabar a distancia, cuando nos pudimos juntar 2 nos juntamos 2, o 4 o 5 porque si no nos hubiéramos vuelto locos. Hicimos muchos streamings, muchos videoclips. El material audiovisual nos tuvo ocupados. Y tuvimos la suerte de que el confinamiento mundial nos pilló casi con el disco grabado y lo que nos faltaba era la manera de mostrarlo a distancia. Y ahora lo que más ganas de hacer es tocarlo en vivo.

Cuando uno no puede viajar ni salir a la calle, supongo que faltan experiencias para poder crear letras para canciones...

Alejandro: Nosotros constantemente hacemos canciones nuevas y seguimos buscando. Honestamente sacamos lo que escribimos de lo que vivimos. Más allá de los viajes o no, actividad social hemos tenido aunque sea de manera virtual y siempre hay historias antiguas de las que uno se acuerda. Tratamos de que lo que pasa a nuestro alrededor no modifique nuestra manera de escribir ni de hacer las cosas. De algún modo queríamos que nuestra música fuese un bálsamo curativo ya que para nosotros siempre fue así. Para nosotros siempre fue una manera de comunicarnos y de divertirnos pero también de nutrirnos de energía buena y positiva y suponíamos que en el momento de pandemia con tanta incertidumbre para mucha gente le hacía falta música positiva que te recree la cabeza. No digo de olvidar los problemas sino de despejar la mente durante un rato para que pueda bailar interiormente o bailar solo en casa con un disco que te guste. Eso te carga de energías y nosotros tratamos de concentranos en esa parte.

En ese sentido, ¿ha habido algún cambio o alguna evolución en vuestras dos décadas recién cumplidas? ¡Felicidades por cierto!

Juliana: ¡Gracias! Yo creo que los cambios más significativos son bastante ajenos a mí misma. Yo me siento la misma pelotuda que era. Siento que todo alrededor tomó otra dimensión y tenemos más producción y más profesionalismo. Pero de alguna manera yo me siento muy impregnada del espíritu y no me siento alejada de los inicios de Miranda! y más en este momento en el que estamos un poco reseteados por el contexto mundial. Las ganas que teníamos eran de bailar donde se pudiera bailar y subir al escenario un rato. Y ahora estamos con las mismas ganas de salir a bailar y disfrutar de la noche como antes y de subir al escenario. El espíritu de Miranda! está muy intacto. A mí no se me fueron esas ganas. Podríamos habernos convertido más en músicos de laboratorio, de oficina... Pero yo sigo teniendo muy presente nuestro espíritu.

Souvenir, vuestro nuevo disco, es el resumen perfecto de la celebración y de esas ganas de bailar.

Alejandro: Con las mismas ganas o más. Después de tanto tiempo tomar conciencia de que la gente sigue teniendo interés en nosotros nos da orgullo y ganas de hacer más música y más cosas. Tomamos conciencia del camino hecho y del camino que se puede seguir haciendo. El disco lo planteamos como un disco de celebración y casi de auto-celebración. Recorremos todos los estilos que fueron insignia de Miranda! desde nuestros nacimiento. Hay mucho electro-pop, hay mucha canción bailable que es lo que siempre hemos hecho. Y quisimos darle una suerte de actualización a esa música pero siempre conservando ese primer espíritu. Por eso lo que decía Juli, la evolución que sentimos yo coincido en que nunca pensamos en que estamos creciendo o evolucionando sino que nos sentimos en una suerte de fiesta permanente.

Después de 20 años de carrera, ¿cómo se afronta el proceso de creación de un disco? ¿Hay dudas? ¿Miedo por si no llega la inspiración?

Juliana: Yo no sé si es una tranquilidad pero a mí me gustaba ya dedicarme a esto sin público. Yo empecé cantando en restaurantes y era muy feliz aunque no me viera nadie. Eso me dio la pauta de que soy muy feliz pase lo que pase. Todo se expande y se agranda pero yo voy a seguir estando feliz porque voy a estar subiéndome al escenario y cantando canciones. ¡Feliz!

Alejandro: Hay cosas que uno no puede controlar y sobre lo que no puedes controlar intento no preocuparme. Soy bastante de preocuparme pero sobre las cosas que puedo cambiar. La falta de inspiración uno no lo maneja. Hay veces que salen canciones y otras que no. Lo que sí manejamos es ir todos los días al estudio y estar en alerta, en actividad y mantener una gimnasia de grabar y de escucharse permanente por si la inspiración aparece estar preparado. Mientras manejemos esa dinámica la cosa va a seguir fluyendo. Hacemos música porque nos hace sentir bien y yo creo que eso nunca nos va a dejar de hacer sentir bien. A día de hoy no me imagino levantándome una mañana y yendo al estudio sin saber qué cantar. Si llegara a pasar, pues hacemos un disco de covers o reversionamos los éxitos, qué se yo (risas)... Siempre hay caminos pero por el momento siempre han salido canciones nuevas.

¿Qué le podemos decir a la gente que aún no os conoce para que se animen a disfrutar de este pop tan elegante y la energía positiva de vuestros sonidos electrónicos?

Alejandro: Creo que es un disco que te va a llevar la discoteca a tu casa. Yo creo que en este momento en el que muchos aún estamos en casa, te lo puedes poner y sentirte conectado con ese universo discotequero que tanto nos gusta.

Además ya es casi una tendencia mundial la apuesta por los sonidos retro de la música disco que vosotros nunca habéis dejado de hacer. En este disco, No es lo que parece, es la apuesta más Bee-Gees...

Alejandro: Esa canción tiene un toque muy retro y mucha inspiración de Bee-Gees y de Hall and Oates. Ese espíritu soul-disco de los años 70. La compusimos con Cachorro Lopez y con Juliana desde cero en el estudio. Yo tenía cuatro acordes, empecé a tocarlos y entre los tres empezamos a armar la melodía y la letra. La referencia es justo esa y queríamos que sonara así.

¿Cómo surge Me gustas tanto, la colaboración con Sidonie?

Juliana: Tenemos muchas ganas de conocerles porque fue todo virtual. Fue una de las últimas cosas que hicimos para el disco. Supimos de ellos cuando fuimos a España la última vez que nos contaron que les gustaba lo que hacíamos y a nosotros también nos gustaba lo que hacían. Había un entusiasmo en común y ganas de grabar algo. Pero lo hicimos a distancia. Cuando llegó la grabación nos quedamos perplejos con la onda con la que trabajaban. Desbloquearon un nivel que no teníamos pensado en la canción. Lo impregnaron del estilo que ellos tienen con una cuota de humor que nos dejó fascinados y nos encanta lo que nos mandaron. Lo dejamos tal cual porque nos quedamos mirando Ale y yo y pensamos que era una bomba. Tenemos muchas ganas de conocerlos y de hacer algún directo. Nos encanta Sidonie.

Yo me siento la misma pelotuda que era. Me siento muy impregnada del espíritu original y no me siento alejada de los inicios de Miranda!

El disco está plagado de menciones al amor y lo mejor es que no es solo del amor heterosexual. ¿Creéis que Entre las dos puede convertirse en un himno LGTBi?

Alejandro: No sé si en un himno... No depende de nosotros. Nosotros hacemos las canciones y luego la gente que las use para lo que quiera. Nos encantaría que sean importantes para la vida de las personas pero no depende de nosotros. No somos mucho de pensar en la trascendencia de las canciones. Lo hacemos para disfrutar. Esa canción la escribimos y la grabamos con Javiera Mena. Nunca pensamos en historias de amor heterosexual o LGTBi. Pensamos en historias de amor y ya. En este caso lo escribimos de esta manera como surgió porque igual que se puede encontrar un chico y una chica, otro día se pueden encontrar dos chicos o dos chicas. Sentimos que el desarrollo de la historia va más allá del género de los protagonistas. La histora del amor nos es común a todos y nosotros así lo sentimos en esa canción. Si se convierte en un himno o no, será cuestión de la gente. Nos conformamos y nos da alegría de que, más allá de que pueda ser un himno o no, pueda ser una canción de refugio para una o dos personas. Si esa canción le produce algo a alguien, aunque sea para menos gente que lo que supone un himno, un micromomento de satisfacción para distintas personas en todas partes del mundo, para nosotros sería misión cumplida.

En otras entrevistas habéis comentado que el disco tiene muy poca instrumentación. ¿Cómo habéis pensado que sea la gira: con arreglos de las canciones para banda o con teclados, pedales, etc...?

Alejandro: Mitad y mitad. En la gira tocaremos parte de las nuevas canciones y parte de nuestras canciones anteriores. Las canciones que se adapten al formato de banda las tocaremos con banda y las más puramente electrónicas que no queramos que se pierda ese sonido las haremos más electrónicas con la banda acompañando muy de fondo. Ese es el plan. Todavía no lo hemos podido poner en práctica pero esa es la idea que estamos barajando.


icono_desplegar_comentarios_2

Comentarios

icono_desplegar_comentarios_2
LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?

Escucha la radio en directo

Los40
En directo

Tu contenido empezará después la publicidad

HOY EN LOS40

PODCAST

PROGRAMACIÓN

PLAYLISTS

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad