Joaquín Sabina: “Le dije al técnico que se me oyeran los mocos y los bronquios” en ‘19 días y 500 noches’

Se cumplen 22 años de la presentación de ‘19 días y 500 noches’ en LOS40, una charla entre Sabina y Joaquín Luqui llena de perlas

sabina

Joaquín Sabina en Lima, Perú el 9 de marzo de 2005 / EITAN ABRAMOVICH/AFP via Getty Images

"Le dije al técnico que se me oyeran los mocos y los bronquios"; "Yo era de los que dejaban de vivir con una y me mudaba inmediatamente a otra cama"; Algunas prostitutas "me han dado lo que no me han dado mis novias y mis mujeres"; "Yo le dije (a Fidel Castro) tú eres gilipollas...". Joaquín Sabina a corazón abierto. El 14 de Septiembre de 1999 salía a la venta 19 Días y 500 Noches, su disco más personal y diferente de todos los publicados por el artista hasta entonces. Lo presentó en LOS40 durante una larga charla con su tocayo, y admirado, Joaquín Luqui. Una conversación amena entre dos viejos amigos en la que el de Úbeda dejó algunas perlas que ahora, 22 años después, recuperamos.

"Los que dicen que soy el mejor poeta es que no han leído poesía"

19 Días y 500 Noches (1999) fue un disco diferente. Considerado el mejor de los que Joaquín Sabina había hecho hasta ese momento, marcó un punto de inflexión en su trayectoria. Porque fue el más personal, "más mirando hacia adentro", porque llegó después de un periodo complicado, porque necesitaba dar un giro a su carrera, porque sus letras llevaron a muchos a asegurar que era el mejor poeta. Sabina le contaba a Luqui las claves de su undécimo álbum:

"Los que dicen que soy el mejor poeta es que no han leído poesía, porque hay alguno por ahí impresionante. En este disco lo que ha pasado es que he tenido más tiempo. Cuando no hicimos la gira con Fito me encontré con 8 meses que no había tenido, sin conciertos, sin necesidad de grabar. Sí he tenido tiempo para hacer un disco más personal. Después de discos más sobreproducidos yo tenía muchas ganas de sonar como se suena en la habitación de un hotel o en mi casa. Toco la guitarra en casi todas, para gran escándalo de los puristas".

"Le dije al técnico que se me oyeran los mocos y los bronquios"

Otro aspecto que marcaba la diferencia respecto a los diez anteriores era la voz de Sabina: "mi voz suena como es, con la afonía que tiene, con la arena que tiene... yo me gusto más así". Alejo Stivel tuvo la "culpa" de ese sonido sin maquillaje: "Quería que saliera en el disco lo que él me oía tocar en casa".

Joaquin Sabina - 19 Dias Y 500 Noches (Video Oficial)

"Realmente, si oyes la voz, yo le dije al técnico que se me oyeran los mocos y los bronquios, es decir, que se oyera eso que aquí no suele oirse, que se le oye a Tom Waits y tal, y eso está ahí. A alguien le parecerá que está demasiado seca. A mí me gusta así, me parece más inmediata, me parece que exige más atención"

"Me noto cambiando mucho de un modo que yo no tenía previsto"

A nivel personal, Joaquín Sabina vivía un momento de cambio en sus hábitos. Había dejado los bares y la noche, se había encerrado y llevaba un año y medio sin pisar la calle: "Me noto cambiando mucho de un modo que yo no tenía previsto, muy sorprendente. Por ejemplo, en el último año y medio no he pisado un bar, bueno eso es una mentira claro, lo habré pisado no más de dos veces, cosa muy sorprendente para mí. He estado encerrado en casa escribiendo, trabajando horas y horas y horas en las canciones, gozosa y felizmente, y muy enfadado cuando sonaba el timbre y entraban los amigos al bar que cierra más tarde de Madrid y además es gratis, que es mi casa".

"Yo era de los que dejaban de vivir con una y me mudaba inmediatamente a otra cama"

También en el plano sentimental, Sabina atravesaba una auténtica transformación. Estaba solo, sin pareja, "cosa que nunca me había pasado en mi vida. Yo era de los que dejaba de vivir con una y me mudaba inmediatamente a otra cama. No sabía estar solo. Ahora no solo sé, sino que me gusta mucho. Soy de esos caballeros que a los 50 años su madre les decía 'ya tienes que casarte'. Voy por ahí buscando novia".

Algunas prostitutas "me han dado lo que no me han dado mis novias y mis mujeres"

Sabina siempre pensó que las mujeres que se dedican a la prostitución se merecían una canción. Y por eso decidió incluir en el álbum "Una canción para la Magdalena", con música de Pablo Milanés ("mi hermano"):

"Siempre pensé que era un personaje maravilloso. Es la única que se apiada de Jesucristo diciendo quién es y a qué se dedica. Y siempre he pensado que las chicas que se dedican a esto, que se les llama chicas de vida alegre, se dedican a un oficio tristísimo que no les gusta nada y que es muy difícil de abandonar. Creo que hay una tremenda contradicción en eso. Y a mí, algunas de ellas, me han dado lo que no me han dado mis novias y mis mujeres y merecían una canción de amor".

"He conocido a demasiadas Barbies"

Barbi Superestar era otro de los cortes de 19 días y 500 noches. Cuando escribió la letra, Joaquín no pensaba precisamente en la famosa muñeca, sino en esas chicas y chicos que solo buscan la fama:

"Yo he conocido demasiadas. Barbie es esa chica que sale en las revistas y le dicen ¿usted qué quiere ser? y ella no sabe muy bien si actriz o modelo o presentadora de televisión o puta de lujo. Ella sabe que quiere ser famosa. Es que a mí los chavales no me dicen '¿cómo se escribe esta canción?'. Los que quieren ser cantantes me dicen ¿cómo se hace uno famoso?. Entonces le digo, pues vas muy mal".

"Hay muchas más de las que pensamos", reflexionaba.

Joaquín Sabina en San Salvador, El Salvador el 23 de febrero del 2000 / YURI CORTEZ/AFP via Getty Images

Joaquín Sabina a Fidel Castro: "tú eres gilipollas..."

También hubo tiempo durante la charla en LOS40 con Joaquín Luqui de hablar de Cuba y de Fidel Castro. Joaquín Sabina y el ya fallecido presidente cubano se conocieron personalmente. En uno de sus encuentros, hablaron de la revolución cubana y de la apertura del país al turismo norteamericano... y había mucha confianza entre ambos, al parecer:

"Yo le dije 'tú eres gilipollas porque en cuanto te mande aquí un millón de turistas, como hicieron con Franco, está acabado'. Y puso cara de que se daba cuenta, 'sí, mejor que no los mande'. Él no lo negó"

"Como soy cateto y de pueblo, le tengo un enorme respeto al público"

En todo momento, Sabina mostró un respeto absoluto por su público, por el que va a sus conciertos y por el que compra sus discos:

"Cuando digo que puedo trabajar 20 horas en una coma, digo que puedo disfrutar 20 horas buscando mejorar eso. Y luego, como soy cateto y de pueblo, le tengo un enorme respeto a los que pagan por la entrada, por lo que cuesta el disco. Creo que van a FNAC y hay 7 millones de discos, y al que se compra el mío a mí me gustaría seguirlo, darle unos besos, regalarle algo. Cuando voy en los taxis, lo que oigo en la radio a veces me parece que está hecho demasiado deprisa, que no buscan un objetivo, que no tienen el orgullo de ese buen artesano de hacer la mesa bien hecha".

"Detesto la actitud del que se hace el joven"

En A mis cuarenta y diez, reivindicaba su edad. Sus 50 años de entonces. No, no se sentía viejo: "Yo no me noto más viejo, pero detesto esa actitud del que se hace el joven. Yo me noto con 50 años, orgullosamente vividos y orgullosamente tenidos y me tomo el pelo a mí mismo".

Hoy son 72 los años que tiene Joaquín. Orgullosamente vividos. Y esperamos que no haya cambiado su forma de encarar el día a día: "Yo soy profundamente pesimista y sin embargo todos los días me digo que hay que vivir con alegría como si las cosas no fueran como son", afirmaba hace 22 años


icono_desplegar_comentarios_2

Comentarios

icono_desplegar_comentarios_2
LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?

Escucha la radio en directo

Los40
En directo

Tu contenido empezará después la publicidad

HOY EN LOS40

PODCAST

PROGRAMACIÓN

PLAYLISTS

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad