El estrepitoso fracaso del Mick Jagger en su debut en el cine: Ned Kelly fue “un montón de mierda”

El líder de The Rolling Stones no terminó de disfrutar de su faceta como actor

Mick Jagger

Mick Jagger, caracterizado como Ned Kelly / FilmPublicityArchive/United Archives via Getty Images

"Me estoy tomando esta película muy en serio" decía Mick Jagger cuando empezó a rodar en Australia su primer filme. Le dieron el papel principal, el del famoso bandolero Ned Kelly. Un año después, su entusiasmo se desvaneció. Echaba pestes. Y ni siquiera acudió a su estreno en Londres en Julio de 1970. Terminó reconociendo que nunca había visto la cinta: “Eso fue un montón de mierda”.

“Quiero concentrarme en ser un actor de carácter”

Salvando las distancias, Ned Kelly fue en Australia lo que Curro Jiménez (Andrés López) en España, Robin Hood en Inglaterra o Jesse James en Estados Unidos: un famoso fuera de la ley. Aunque la historia del legendario bandolero melburiano, nacido en 1880, ya se había llevado al cine seis veces, en 1970 se sumó una más. La séptima cinta biográfica del forajido se rodó por primera vez en color... y con Mick Jagger en el papel de protagonista, también por primera (y última) vez.

Originalmente, el filme dirigido por Tony Richardson, iba a tener a Ian McKellen en el rol principal. Pero los productores quisieron que fuera Jagger. "Me estoy tomando muy en serio esta película", decía entonces el líder de los Stones. "Kelly no se parecerá en nada a mí. Espera y verás lo que parezco. Quiero concentrarme en ser un actor de carácter, de los que se meten en la piel de personaje”.

Protestas, caídas, incendios, virus... sobredosis

El rodaje, principalmente en exteriores, empezó el 12 de Julio de 1969. Las diez semanas que duró fueron de todo menos tranquilas. Ya incluso antes del primer golpe de claqueta, el sindicato de actores australiano (Actors’ Equity) y algunos descendientes de Kelly, protestaron enérgicamente por la elección de Jagger en el papel principal. También porque la localización del rodaje iba a ser en Nueva Gales del Sur (costa este de Australia) y no en Victoria, donde Kelly había vivido. Se criticó mucho que el cantante necesitara un doble para cualquier escena que implicara montar un caballo.

Sin duda, fue una grabación accidentada. El co-protagonista, Mark McManus, escapó de milagro de sufrir graves lesiones cuando volcó el coche de caballos que manejaba. Y Marianne Faithfull, que también participaba en el largometraje representando a Maggie, la hermana de Ned, ingirió una sobredosis de pastillas para dormir poco antes de llegar a Sydney. Fue hospitalizada en estado de coma y cuando se recuperó la enviaron a su casa. En aquel momento, su relación sentimental con Jagger vivía sus peores días. Además, fue entonces cuando encontraron a Brian Jones muerto en su piscina. Ni Mick ni Marianne pudieron asistir al funeral.

Una "aburrida estupidez"

El actor debutante mantenía correspondencia con la modelo Marsha Hunt, y en sus cartas desde Australia (subastadas en 2012) le hablaba del mal tiempo (frío invierno), del virus que había afectado al equipo de producción o del fuego que destruyó el vestuario. De su "incidente" con una pistola solo decía que había sido una "aburrida estupidez". Por si habían sido pocos los contratiempos, quizá el más rocambolesco implicó al propio Jagger.

El 20 de agosto de 1969, rodaba una de las tomas finales de Ned Kelly y le habían dado una pistola con balas de fogueo. El arma falló, lo que provocó que un montón de esquirlas se alojaran en su mano derecha, entre los dedos índice y corazón. Rápidamente le llevaron a un hospital de Canberra. Según publicaba el Sydney Morning Herald, el cantante, todavía afectado por la anestesia local utilizada para extraer el metal, dijo que solo recordaba que "estaba disparando a un montón de policías cuando el incidente ocurrió".

'Brown sugar': "En medio de la nada escribí este tema"

A decir verdad, Mick había sufrido graves quemaduras y durante un tiempo tuvo que hacer rehabilitación, así que pasaba horas tocando la guitarra. Entre tanto percance, al menos ocurrió algo positivo, porque fue entonces cuando escribió Brown sugar. Al menos eso es lo que contó en una entrevista publicada en Rolling Stone: "Es un poco misterioso ¿no?. Escribí esa canción en Australia, en medio del campo. En circunstancias muy extrañas... mi mano estaba realmente dañada después de esa secuencia de acción. Una estupidez. Yo intentaba rehabilitarla y tenía esta nueva guitarra eléctrica, y estaba tocando en medio de la nada y escribí este tema".

"Un montón de mierda"

Ned Kelly fue repudiada por Jagger y por su director Tony Richardson. Ninguno de los dos quería tener nada que ver con la película, y no se presentaron ni a la 'premiere' en Londres en Julio de 1970. Realmente, la película fue un estrepitoso fracaso y cosechó las peores críticas: "Mick Jagger puede hacer que las chicas chillen cuando canta rock and roll, pero no hay chillidos para él cuando hace de Ned Kelly... a no ser que contabilices los gritos de sufrimiento"

El propio cantante definió su primera experiencia en el séptimo arte como "un montón de mierda" y en 1980 confesó que nunca había visto el filme: "Solo la hice porque no tenía nada más que hacer... nunca sabes si una película se convertirá en montón de mierda hasta que no la haces, y si la haces, todo que puedes decir es 'bueno, eso fue un montón de mierda' e intentar asegurarte de que no vas a volver a hacer nada así".

 


icono_desplegar_comentarios_2

Comentarios

icono_desplegar_comentarios_2
LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?

Escucha la radio en directo

Los40
En directo

Tu contenido empezará después la publicidad

HOY EN LOS40

PODCAST

PROGRAMACIÓN

PLAYLISTS

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad