Escucha radio en directo y las nuevas radios online

Las dos mejores formas de empezar con DareDevil este verano

Elije: Cómic o Televisión. No fallas con ninguna

Daredevil

Descubrí hace poco la serie Daredevil de Netflix. Uno entra con miedo a estas cosas, que ya se sabe lo que pasa con las producciones para televisión; pero Netflix es otra historia.

No os diré que Daredevil está a la altura de las pelis de Marvel, directamente hablaremos de que la serie está bastante por encima en cualquier término que pongamos a juicio.


Si algo necesita un personaje para presentarse y asentarse en el medio que se elija es "tiempo", algo que una película de 100 minutos no tiene en abundancia. La primera temporada de Daredevil es la introducción perfecta para cualquier espectador con ganas de saber lo que se cuece en los cómics de Marvel.

Una ejecución impecable, un tono muy oscuro que sigue a pies juntillas el manual de Batman Begins; sin pudor por "copiar" escenas en caso de que se antoje necesario para extrapolar de forma adecuada el tono de las viñetas del personaje a la pequeña pantalla.


Matthew Murdock, un niño con poca fortuna a los 9 años de edad que queda ciego tras un accidente en las calles de Nueva York. Esa ceguera despierta una nueva capacidad para el resto de los sentidos; una sensibilidad absoluta para el oído, el tacto y el olfato que consiguen convertir a Matt en un súper-héroe motivado a limpiar las calles de Hell's Kitchen a raíz del asesinato de su padre.

La combinación "abogado de día, super-héroe de noche" es ganadora desde el primer minuto de la serie. No hay secuencia innecesaria.

Como sabéis, el universo Marvel comparte responsabilidades. Nueva York tiene dueño en "Spider-Man", Kingpin; y ese dueño es responsable también de muchos de los dolores de cabeza de Matt Murdock en esta serie.

El cast lo borda. Charlie Cox es el Matt Murdock perfecto; creíble hasta la médula. A ello sumamos secundarios simpáticos como Elden Henson en el papel de su compañero de abogacía "Foggy" Nelson y villanos que hacen tragar saliva con fuerza como Vincent D'Onofrio que retrata al temible Wilson Fisk.

Con permiso del cómic, os diré que esta serie de Netflix es la manera más fácil, atractiva y atrayente de comenzar con Daredevil.

Pero para los que busquen cómic;

Panini se ha marcado una re-edición a considerar dentro de su "Marvel Saga" (de la que hace poco hablamos con Spider-Man y Jessica Jones). La consagración de Kevin Smith como guionista en el mundillo del cómic y el salto que marcó la diferencia para el dibujante Joe Quesada. Ambos marcan el comienzo de una de las mejores etapas del personaje sobre el papel.


Uno de los viajes más profundos vividos por el super-héroe en el que la aparición de un niño que parece ser el anti-cristo le hace analizar cada parte de sí. Necesitará ayuda de su amigo y confidente Spider-Man, de Viuda Negra o del omni-potente hechicero de la factoría Marvel, Dr. Extraño; entre muchos otros.

Una etapa más que apetecible que si te pilló "fuera de onda" en el año 1999 cuando se editó por primera vez, no deberías dejar escapar a estas alturas.



TE PUEDE INTERESAR

Conoce mejor al dibujante de ‘Watchmen’

Cositas perdidas de Dave Gibbons

Conoce mejor al dibujante de ‘Watchmen’

Y esta vez no será de Peter Parker

Spider-Man tendrá película de animación en cines

Y esta vez no será de Peter Parker

Lo tienes muy, muy fácil