Pepe Rodríguez confiesa emocionado que Masterchef le salvó la vida

"Estaba al límite", expresó el cocinero durante la final de la octava edición del concurso

Pepe Rodríguez

Pepe Rodríguez en su restaurante 'El Bohío' durante la final de Masterchef 8. / RTVE

Pepe Rodríguez es el miembro del jurado más campechano de Masterchef, hasta ahí todos de acuerdo. Cercano, simpático, dicharachero... siempre lleva a Illescas, su pueblo, por bandera allá donde va, y fue justo allí donde tuvo lugar la última prueba de exteriores de la octava edición del reality de cocina.

El toledano daba la bienvenida a 'El Bohío' a Jordi y Samantha, quienes alababan la nueva apariencia del restaurante. "Esto huele a dos estrellas Michelín", decían sobre la moderna reforma que ha llevado a cabo de aquel lugar que empezó como un bar de carretera. "Se me cae el alma a los pies", manifestaba Pepe, por otro lado, al no poder disfrutar de ello, y es que la hostelería está siendo uno de los sectores más afectados por el coronavirus.

Más tarde, a la hora de presentar los platos que había diseñado a los tres aspirante a duelista, el cocinero explicaba que era la primera vez que su restaurante volvía a abrir sus puertas después de cuatro meses, pero que estaba muy ilusionado de poder compartir un momento tan especial con todos ellos. La ocasión lo merecía.

Fue entonces cuando Pepe desveló cómo la llegada de Masterchef a su vida dio un giro radical de 180 grados. "Cuando Jordi, Samantha y yo preparamos esta temporada lo tuve claro, teníamos que hacer la gran final aquí, en 'El Bohío'. El motivo es que a mí también MasterChef me ha cambiado la vida", continuaba sobre la repercusión que el reality de cocina ha tenido en él, y no solo en los aspirantes a chef profesional.

Masterchef salvó su negocio

"Cuando me llamaron para ser juez estaba en una situación muy complicada, pero muy complicada. Los negocios son así, y por más ilusión que le pongas no siempre cuadran las cuentas. Vamos, que estaba al límite. 8 años después y 18 ediciones después, puedo decir con orgullo, que no solo 'El Bohío' sigue en pie, sino que he tenido la gran suerte de transformarlo en el restaurante que siempre he soñado", expresaba visiblemente emocionado. Sin duda la cocina es su mayor pasión.

La sorprendente confesión del chef servía para valorar el poder que tiene el programa en el que participa como juez. "Una vez más, Masterchef ha sacado su varita mágica y nos ha permitido poder seguir cocinando sueños en mitad de una pandemia", declaraba.

Luna era una de las concursantes que reconocía la garra del chef: "El discurso de Pepe ha sido brutal, tiene una humildad increíble y es un guerrero". Una lección sobre cómo anteponerse a las adversidades y seguir luchando, sin descanso y con perseverancia.

Desde ayer, Masterchef 8 ya tiene ganadora: Ana ha conseguido imponerse a las polémicas y a los "gallos del corral".


icono_desplegar_comentarios_2

Comentarios

icono_desplegar_comentarios_2
LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?

Escucha la radio en directo

Los40
En directo

Tu contenido empezará después la publicidad

HOY EN LOS40

PODCAST

PROGRAMACIÓN

PLAYLISTS

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad