Leonardo DiCaprio decoró su casa de Malibu a lo ‘Titanic’

La decoradora de interiores Megan Weaver cuenta lo que vio un fin de semana que se alojó en la estancia

Leonardo DiCaprio y Kate Winslet en una escena de 'Titanic'

Leonardo DiCaprio y Kate Winslet en una escena de 'Titanic' / Getty Images / CBS via Getty Images

Muchos han soñado alguna vez con vivir un romance como el de la mítica película Titanic, pero ¿vivirías en una casa que pareciera el mismísimo barco que se hundió? El propio Leonardo DiCaprio sí.

La decoradora de interiores Megan Weaver, amiga de la madre del actor, asegura que su casa de la playa en Malibu en los años 90 lucía todo el merchandising del film que podemos imaginar. De habitaciones hasta baños, las estancias te transportaban a escenas legendarias.

Esta profesional de la decoración, que trabajó en su momento con DiCaprio, asegura que lo vio con sus propios ojos en el podcast Behind The Velvet Rope porque se quedó unos días a vivir ahí.

Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida de Titanic (@titanicmovie)

“Cuando trabajaba con Leo, su madre, que es tan dulce, me dejó quedarme en su casa de la playa de Malibu un fin de semana. Yo estaba saliendo con una persona que vivía en Canadá, llevábamos una relación a distancia y él bajó a la ciudad por eso me quedé en la casa”, contaba ella. Para su sorpresa, el hogar era un tributo enorme al Titanic.

¿Cuánto de exagerada era la decoración? Es realmente la pregunta. “Toallas del Titanic, posters del Titanic, Titanic por todas partes”, dice  ella explicando cómo fue el momento en el que metió a su novio en la casa sin decirle a dónde iban y él le miro como diciendo ‘¿es esta de verdad su casa?’. “Eso fue increíble”, concluye Weaver.

Leonardo DiCaprio decoró su casa de Malibu con el mobiliario de ‘Titanic’

“No creo que él hiciese esto ahora, pero lo que te digo, eran los 90. Creo que la película no era tan vieja en ese momento”, lo justifica. De todas formas, esta amiga de la familia ha querido aclarar que posiblemente estas (malas) decisiones decorativas fueron de la madre y no del propio Leo ya que no era su casa principal.

Según Forbes, la adquirió como segunda vivienda en 1998 por 1,6 millones de dólares, y detalla que esta casa se caracteriza por sus grandes ventanales, con puertas correderas de madera, paredes blancas, un salón acogedor y vistas al mar. Todo un espectáculo.

 

 


icono_desplegar_comentarios_2

Comentarios

icono_desplegar_comentarios_2
LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?

Escucha la radio en directo

Los40
En directo

Tu contenido empezará después la publicidad

HOY EN LOS40

PODCAST

PROGRAMACIÓN

PLAYLISTS

EMISORAS

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad