Paz Padilla emociona con el relato de los últimos días de su marido

Una emotiva entrevista en ‘Sábado Deluxe’ sobre la muerte del amor de su vida

Paz Padilla y Antonio Vidal

Paz Padilla cuenta cómo se siente tras la muerte de su marido. / Europa Press/Europa Press via Getty Images

Desde que el pasado julio falleciera el marido de Paz Padilla, la presentadora había desaparecido del foco mediático para lidiar con el duelo de haber perdido al amor de su vida. Pese a lo triste que está se enfrenta al futuro con optimismo. Sin duda, toda una lección de vida que muchos han aplaudido.

“Yo no he dejado de sonreír, ha fallecido mi marido, pero no se me han quitado las ganas de vivir, ni el humor, hay que dejar paso a todas las emociones. Lloro, al igual que río, pero igual que viene, se va”, le contaba a Jorge Javier Vázquez en Sábado Deluxe.

Durante la entrevista contó que al principio pensaban que lo que tenía Antonio Vidal tenía que ver con algo de estrés. Se hizo una resonancia y un día antes de la graduación de su hija, Anna Ferrer, les llamaron para decirles que le habían detectado un tumor cerebral con mal pronóstico. Finalmente moría a sus 53 años.

Estuvo a su lado en todo momento y no quiso contarles nada a sus compañeros. “Yo lo acompaño a la quimioterapia y después me voy a hacer Got Talent y esos días para mí son horribles. Yo quería protegerlo a él, a su hija y a su madre. Yo tengo una vida expuesta, pero a él tenía que protegerlo. ¿Cómo? Pues sin saberlo nadie”, contaba emocionada.

Paz y Antonio fueron novios de juventud, luego la vida les llevó por caminos separados y ambos se casaron y divorciaron antes de volver a reencontrarse. “No se ha muerto mi marido, se ha muerto mi alma gemela, el amor de mi vida. Es lo único que le he podido dar. Amor del bueno. Le decía te quiero y gracias, 24 horas al día”, cuenta sobre esa segunda oportunidad que le dio la vida.

Sabían que el final no estaba lejos y Paz no se separó de su marido. Los últimos días los pasaron en casa. “Le puse la cabeza en el pecho y poco a poco se fue yendo. Murió en mis brazos. Y le dije: ‘Te deseamos buen viaje. Te quiero, cariño’. Y yo ahí sabía que ahí ya no estaba él. Entonces saqué una botella de champagne. Estaba alegre porque viví el proceso en el que se estaba yendo y cuando se fue, entendí que había pasado a otra dimensión. Y esto es difícil de comprender”, relataba sobre lo que fue el final.

Asegura que ese reencuentro con su marido se produjo para poder “ayudarle a morir”. Reconoce que ha llorado mucho, “tanto que no sabía ni que estaba llorando”. Y asegura que nunca podrá volver a enamorarse como lo estaba de su marido. “Veo su foto y me sale todo el amor que yo le tenía. Si algo he aprendido en todo el proceso de despedida es que le amaba con locura y le sigo amando con locura”, aseguraba.


icono_desplegar_comentarios_2

Comentarios

icono_desplegar_comentarios_2
LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?