Entrevista a Ricky Merino: “A la música de los 80 me llevaría la presencia de la mujer que hay hoy”

El cantante de Palma nos habla de las influencias de la música de los 80 y 90, de su último lanzamiento 'Smalltown Boy' y de su apuesta en Eurovisión

Entrevista a Ricky Merino: “A la música de los 80 me llevaría la presencia de la mujer que hay hoy”

Ricky Merino luce un atuendo ochentero en el videoclip de 'Smalltown Boy' / Foto cedida por Universal Music

Es evidente que la música de los 80 ha marcado un antes y un después en las vidas de millones de personas, incluso en las que no nacieron en esa década. Todos amamos algún hit con el protagonismo de los sintetizadores que siempre acaba sonando en nuestros auriculares en cualquier momento del día. Pues algo parecido le ha ocurrido a Ricky Merino con Smalltown Boy de Bronski Beat.

El de Palma le ha dado su toque más personal y electrónico a este hit ochentero, publicando bajo el mismo título y con un videoclip inspirado en estos estilismos. Vamos, que tan solo basta con escuchar los primeros segundos de la canción para transportarnos a esta época dorada.

En LOS40 nos hemos encontrado con nuestro protagonista, no solo para hablar de su estreno más reciente, sino también de sus influencias procedentes de esta época y de Eurovisión, el festival en el que ha confesado en más de una ocasión que soñaría con participar.

Pregunta (P): Gracias por estar con nosotros, Ricky. Llegas con Smalltown Boy, la nueva versión del hit ochentero de Bronski Beat. Cuéntanos cómo llegaste a este tema y decidiste lanzar tu propia versión.

Respuesta (R): Este tema me llegó cuando yo era pequeño. Esta canción la escuchaban mis hermanas en casa cuando yo era un renacuajo. Es verdad que yo empecé a tener gusto musical a raíz de lo que escuchaban en casa: Take That, Mecano… y esta canción de Bronski Beat también sonaba.

Cuando empecé a aprender inglés me di cuenta del significado de la canción y me empecé a sentir súper identificado con la historia. Un chico de una ciudad pequeña (yo vivía en Palma) empieza a encontrarse con su homosexualidad y quiere salir de ese pueblo para encontrar el amor. Ahí, con todo el abuso y acoso que tenía, no se sentía cómodo. Entonces me sentí muy identificado porque era mi historia en ese momento, en mi adolescencia, y me ha acompañado.

Es verdad que durante el confinamiento empecé a escuchar música que tenía olvidada y de repente apareció otra vez el Smalltown Boy de Bronski Beat y estuve reflexionando en que de esa canción se ha versionado mucho el hook pero no la letra original. Para mí sigue teniendo un mensaje súper importante a día de hoy, aunque se crea que está todo conseguido, aún falta mucho. Hoy nos hemos despertado con la noticia de que una chica de 17 años se ha quitado la vida en Galicia porque le acosaban debido a que era bisexual y no aguantaba más. Esta canción sigue necesitando mucho, pensé: “quiero recuperar esta letra, quiero darle un sonido electrónico más actual para poder acercarla a una generación que a día de hoy no se acercaría a la música de los 80 por desinterés”.

R: Esto también podemos verlo en el videoclip, ya que muestras ese encierro en una habitación, reflejando el encierro en nosotros mismos. Pero también lo das todo con un estilo súper ochentero. ¿Te has inspirado en otros videoclips de esa década?

R: En un videoclip en concreto, no, pero estilísticamente sí nos hemos inspirado en la época. El vestuario con el chándal, que es súper de la época, vintage total, que mi estilista lo pilló en una tienda de segunda mano… El equipo de arte construyó esta habitación con todos los elementos de la época. Es como que la idea y el imaginario de todos los videoclips sí que queríamos que fuese fiel a los 80 sin tener un videoclip en concreto en el que fijarnos o versionar. Pero está guay porque tienes esa dualidad del chico que está en su habitación encerrado y pensando al chico que se libera a través de la música, cierra los ojos, se deja llevar y se imagina que él es el que lo está cantando. Era expresar esa liberación que produce la música y, sobre todo cuando conectas con una historia con un referente que necesitas.

P: Ahora muchos artistas están volviendo a la época de los 80 regalándonos sus versiones de estos hits. Supongo que a ti también te han inspirado estos temas. ¿Cuál es el género de esta época que más te ha inspirado?

R: Para mí es el pop de los 90. Es cuando yo empecé realmente a valorar la música. Ese pop de los 90, en el que todavía había mucha influencia de los 80 pero ya con un lenguaje mucho más pop de lo que conocemos a día de hoy, con mucho coro. Yo en mis canciones utilizo muchos coros que suenan un poco a boyband en algunos momentos. Son cositas, recursos estilísticos de la música que yo escuchaba cuando empezaba a ser un preadolescente, cuando era un niño. A día de hoy es inevitable llevármelo a las canciones que hago. Al fin y al cabo tendemos a expresar o a copiar aquello que hemos mamado. Para mí, los 90 y principios de los 2000 fue el momento en que más me encerré a la música. Por eso estos recursos tanto en mis canciones, desde Miénteme, que de por sí es muy fanfic y remitía a un sonido más antiguo, pasando por A Mi Manera, que también es súper retro. En mis canciones siempre todas han tenido ese algo del pop, todas recuperan algo de un estilo de hace un tiempo.

P: ¿Qué artista de estas épocas te hubiese gustado ser?

R: Es que en esa época había mucho desfase, también hay que tener eso en cuenta. Hay que tener mucho cuidado. A mí siempre me ha llamado mucho la curiosidad la trayectoria de Robbie Williams. En esa época con Take That, una boyband que lo petó y de la que encima no era el líder. Después sale de ahí, empieza su carrera en solitario con un éxito increíble, toca muchísimos géneros. A mí Robbie siempre me ha parecido un artista que es un claro ejemplo a seguir y hubiese elegido vivir su vida. Pese a que Robbie tiene muchos desfases en su vida y ha pasado por etapas muy bestias.

P: Si pudieses viajar en el tiempo, ¿qué elemento de la música de hoy llevarías a la de los 80?

R: No lo sé porque si te das cuenta la música de hoy no deja de ser una evolución de esa música. Entonces todo lo que tenemos a día de hoy ya está en los 80. A lo mejor lo que sí me llevaría de la música de hoy en día es la presencia de la mujer en la música y en los 80 todavía no había tantas de éxitos. Estaban Madonna y tal, pero la música estaba dominada por el hombre heterosexual. Me llevaría la presencia de la mujer en la música, igual que ahora faltan muchos referentes homosexuales en la música de éxito. Esto va por cuestión de nichos y en cada época le toca a un grupo luchar para que se note su presencia. Ahora nos toca a nosotros. Si tuviera que adelantar ese trabajo me llevaría la presencia de la mujer que hay a día de hoy y que está muy bien y que habéis conseguido.

Siempre me ha llamado la curiosidad la trayectoria de Robbie Williams.

P: Has tocado varios estilos en tu carrera. De hecho, uno que se diferencia mucho de Smalltown Boy es Bestia con Danny Romero, en el que podemos escuchar ritmos más urbanos. ¿Te atreverás con alguno nuevo?

R: Para mí el rock y el pop/rock, sí. Yo tenía una banda de rock en Palma con la que íbamos por hoteles y era de rock, o sea, hacíamos versiones de rockabilly. Sí sería capaz de hacerlo. Lo que no me vería capaz de hacer es, yo que sé, flamenco. No tengo el talento de poderlo hacer. De momento no descarto nada en la vida. Los artistas tenemos la suerte de poder experimentar con la música y de nutrirnos de diferentes estilos. Por eso nunca me cierro a un estilo concreto, siempre dentro del pop, eso sí.

P: Llegaste a Netflix presentando el programa de ¡A cantar! y también has continuado desarrollando tu música. ¿A qué otro reto te vas a enfrentar?

R: Pues me quedan muchos retos. Noto que en la música todavía me queda mucho por conseguir. Soy un recién llegado y lo que hago ahora es intentar ganarme mi sitio y quedarme con él. Todavía en la música me queda mucho camino por conseguir. Un reto sería entrar en la Lista de LOS40.

Ver esta publicación en Instagram

sensilla fashion victim 🕺🏼 • @lea_farren @alicardenas.makeup @ivanaguilerabaron @palomasuarez.studio

Una publicación compartida de Ricky Merino (@rickymerino) el

P: Has dejado claro en varios momentos que sueñas con ir a Eurovisión. ¿Has pensado alguna vez en lo que llevarías al certamen?

R: Yo llevaría algo movido y cañero. A mí me gusta el Eurovisión espectacular, el de las performances cañeras. Llevaría algo cañero seguro. Yo no llevaría una balada, pero yo en mi caso por mi perfil. Llevaría algo con garra y espectacular.

P: ¿Cómo te quieres despedir del 2020?

R: Me quiero despedir rápido. Que pasen los meses rápido. Me quiero despedir con muchas ganas y esperando que el 2021 sea diferente y podamos volver a la normalidad de siempre. Evidentemente no ha sido un buen año. Estoy muy agradecido por las cosas que me han ocurrido a nivel profesional, que es verdad que ha estado Netflix, que he sacado mucha música, pero mentalmente estoy deseando el momento en el que podamos retomar los conciertos como antes. No sé si será en 2021 o cuándo será, pero estoy como loco.

Ricky Merino con un chándal vintage en el videoclip de 'Smalltown Boy' / Foto cedida por Universal

Disfrutando del momento pero con la vista puesta en el 2021. Así se muestra Ricky Merino en una de sus etapas profesionales más emocionantes. Aunque hay un reto que le queda tachar en la lista y no nos referimos al de pisar el escenario de Eurovisión: entrar en la Lista de LOS40. ¿Lo conseguirá?


icono_desplegar_comentarios_2

Comentarios

icono_desplegar_comentarios_2
LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?

Escucha la radio en directo

Los40
En directo

Tu contenido empezará después la publicidad

HOY EN LOS40

PROGRAMACIÓN

PLAYLISTS

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad