Óscar Díaz ha concursado en ‘Pasapalabra’, ‘Boom!’ o ‘Saber y ganar’ y sabe cuál es el más difícil

“Los tres principales concursos tienen un nivel de dificultad alto o muy alto”

Óscar Díaz

Óscar Díaz, concursante profesional. / Imagen de '¡Boom!'

Si eres un asiduo a los concursos de televisión habrá caras que te resulten muy familiares y es que, en los últimos años, se ha ido forjando una generación de lo que podríamos denominar concursantes profesionales que van pasando de uno a otro.

Uno de ellos es Óscar Díaz que lleva más de un año en ¡Boom!, con Los Dispersos, aumentando su bote tarde tras tarde. Pero antes ya pasó por Pasapalabra, donde fue el único en superar El Rosco de Pasapalabra en familia, o por Saber y ganar donde se convirtió en el concursante que más dinero se ha llevado en el programa. Lleva dos décadas pasando de concurso a concurso.

El confidencial ha hablado con él para analizar la escena de concursos de nuestro país. Está claro que habría que distinguir entre los concursos accesibles a todo tipo de personas, que no requieren una gran preparación, como La ruleta de la suerte o ¡Ahora caigo! Luego están esos que ya requieren tener una preparación especial y a los que no ha dejado de presentarse Óscar.

Pasapalabra se complica

“Los tres principales concursos tienen un nivel de dificultad alto o muy alto”, asegura sobre los tres concursos que conoce de primera mano. Asegura que con el tiempo, estos concursos, también han ido evolucionando. En cuanto al programa que ahora presenta Roberto Leal, asegura que ahora es muy difícil de abordar “a menos que te prepares de manera exhaustiva el diccionario. Su fórmula permite esa preparación adicional, porque sobre las 25 palabras de El rosco, unas 20 son palabras de diccionario o que han salido previamente en el programa, y luego hay otras cinco de cultura general que son de temas más vastos o amplios”.

Tiene claro qué tipo de personas encajan con el perfil de este concurso. “Esa fórmula sí permite que, teniendo un perfil más de opositor, te vaya bien. También a eso se le suma que muchos concursantes le echan muchas horas, y es cierto que, en la última época, de unos años para aquí, si no tienes esa preparación no sobrevives”, asegura.

Él superó El Rosco de Pasapalabra en familia porque reconoce que la exigencia era mucho menor que en el original. “Reconozco que, si ahora fuese a Pasapalabra, no tendría mucho margen para enfrentarme a monstruos como Pablo o Luis porque su preparación es exhaustiva. Si algún día se pone en el camino otra vez ese concurso sí que me tendría que preparar bien mi participación", explica.

El más complicado

Si lo de Pasapalabra te parece complicado, Saber y ganar o ¡Boom! lo son mucho más aún. O eso es lo que opina Óscar que tiene un razonamiento lógico para justificar su afirmación. “El reto de estos dos concursos reside en la amplitud de temas tocados, con un abanico amplísimo de materias a conocer en las diferentes pruebas. Al ser dos programas más enciclopédicos, los conocimientos a prepararse son mucho más difusos, añadiendo ese componente de dificultad extra a su fórmula. No es tan 'sencillo' prepararse para ellos, estudiar para lograr largas permanencias", admite.

Entre los dos, Saber y ganar se lleva la palma de complicado porque concursas en solitario mientras que en el de Juanra Bonet, tienes un equipo que siempre amplía las posibilidades. El que tampoco descarta es El cazador, posiblemente, un reto que algún día se decida a afrontar.


icono_desplegar_comentarios_2

Comentarios

icono_desplegar_comentarios_2
LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?

Escucha la radio en directo

Los40
En directo

Tu contenido empezará después la publicidad

HOY EN LOS40

PODCAST

PROGRAMACIÓN

PLAYLISTS

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad