Justin Bieber confiesa cómo eran los momentos más duros de su adicción a las drogas

Sus guardaespaldas le vigilaban el pulso mientras dormía

Justin Bieber

Justin Bieber lucha contra sus fantasmas. / Crown Media/MEGA/GC Images

Justin Bieber tienen muchas luchas abiertas. Ser un niño precoz que consiguió el éxito con tan solo 15 años no le aportó la felicidad deseada sino un montón de problemas con los que ha tenido que lidiar en los últimos años. Se alejó de la música y se centró en su salud mental con su mujer al lado. No ha sido fácil y su matrimonio se ha puesto a prueba, pero parece que va consiguiendo centrar su vida.

Una fase de la recuperación debe pasar por reconocer tus errores y asumirlo y Bieber debe de estar en ese punto. Por eso, se ha sincerado como pocas veces en una entrevista con la revista GQ en la que ha hablado abiertamente de su adicción a las drogas.

“Tenía todo el éxito y pensaba: 'sigo triste y dolido'. Todavía tengo estos problemas sin resolver. Pensaba que todo el triunfo iba a hacer que todo saliera bien, y entonces, para mí, las drogas eran como un agente que me dormía mientras iba tirando", ha confesado para explicar el origen de todo.

Tampoco ayudaron las personas que se acercaron a él en aquellos momentos. Un niño que triunfaba a nivel mundial y fácilmente manipulable. “En esta industria hay personas que, por desgracia, se aprovechan de las inseguridades de los demás y las usan para su beneficio. Cuando eso ocurre, te enfadas. Eres una persona joven, enfadada, con grandes sueños y el mundo te jode y te convierte en alguien que no quieres ser", ha relatado.

Su adicción llegó a un punto en el que sus guardaespaldas tenían que vigilar su pulso por las noches para confirmar que seguía vivo. Tenía que acabar con eso y uno de sus pilares en estos momentos duros fue su mujer, Hailey Bieber.

Dos pilares fundamentales

Reconoce que su primer año juntos fue muy duro, pero que ella ha sido clave. "Estaban todas esas cosas que no quieres admitir ante la persona con la que estás, porque da miedo. No quieres asustarla diciendo: 'Tengo miedo'", ha reconocido.

Hubo otro gran pilar, la religión. Hemos sido partícipes de su creciente acercamiento a la fe que ahora está presente incluso en su música. “Le decía 'Dios, si eres real, necesito que me ayudes, porque no puedo hacer esto por mi cuenta. Estoy luchando mucho'. Cada vez que nos equivocamos, él nos vuelve a levantar. Así es como yo lo veo", ha admitido.

Las cosas han cambiado y tiene puntos de apoyo que le están ayudando a lidiar con sus adicciones. No es un camino fácil, pero tampoco imposible. “Mi vida hogareña era inestable. Mi vida hogareña no existía. No tenía una pareja. No tenía a alguien a quien amar. No tenía a nadie en quien verterme. Pero ahora tengo eso", ha asegurado. Y esperemos que sea suficiente para encontrar la manera de sentirse bien y feliz.


icono_desplegar_comentarios_2

Comentarios

icono_desplegar_comentarios_2
LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?

Escucha la radio en directo

Los40
En directo

Tu contenido empezará después la publicidad

HOY EN LOS40

PROGRAMACIÓN

PLAYLISTS

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad