‘Secret Story’: Solo una persona podía parar el abandono de Isabel Rábago tras su gran bronca con Cynthia

La periodista tuvo una noche complicada tras la entrada de Adara Molinero en la casa

Cynthia Martínez

Cynthia Martínez, nominada en 'Secret Story'. / Imagen de 'Secret Story'

Adara Molinero es una de esas personas que logra desatar pasiones tanto para bien como para mal y bien lo saben los que tienen que convivir con ella. Tras ser expulsada se puso en marcha la repesca que podía devolverla a la casa de Secret Story. Mientras el público decide si se queda o no, ella ya está desestabilizando a sus compañeros. Su reencuentro con Isabel Rábago y Cynthia Martínez nos dejó un gran momentazo y no de los que dejan buen sabor de boca.

Que Cynthia no saliera en su defensa en ese enfrentamiento es algo que Isabel no llegó a entender y acabó reprochándoselo a su amiga. Y para qué queremos más, estalló la guerra entre ellas y todo desencadenó en una gran bronca que dejó a Isabel completamente derrotada.

Cynthia tampoco se quedó callada y le reprochó a su amiga que apenas hubiera hablado con ella en la que ha sido su semana más complicada. Durante la publicidad tuvieron un enganchón que pasó factura. Aunque Isabel ya había amenazado con abandonar días atrás, en esta ocasión, parecía más convencida.

“Para mí ha sido una semana muy complicada. Mi única prioridad era ayudar a Jesús y a Dani a que arreglaran las cosas con Julen porque llevaban hechos polvo dos semanas. Mi prioridad en la casa, estos días, ha sido recuperar mi relación con Julen y Sandra y es lo único que hago desde que me levanto hasta que me acuesto, escuchar a todo el mundo, reírme…”, aseguraba.

“Estoy feliz en esta casa y no necesito estas cosas porque no sé qué objetivo tienen ni lo comprendo y ahora, ver tres personas que pueden venir a la casa de las que lo único que recibo son ataques del exterior… esto es mucho más duro de lo que parece”, intentaba explicar entre lágrimas.

Una llamada de socorro

Estaba completamente rota y solo pudo venirse arriba cuando escuchó a través del teléfono a Carlos, no el presentador sino su marido. “Buenas noches preciosa”, le dijo a modo de saludo. “Estamos muy orgullosos. Te quiero, te queremos, estate tranquila, lo estás haciendo genial. Me encanta verte reír, me encanta verte llorar, muy poquito. Desde fuera te apoyamos todos, no veas cómo tus amigos aprecian aquí fuera cómo eres”, le decía, “tres árboles no hacen un bosque y eres la mejor persona que he conocido en esta vida”.

La periodista le preguntaba si estaba orgulloso de ella y su marido contestaba que por supuesto, no sólo él sino mucha gente. “La maldad se la lleva el viento y las buenas intenciones y las palabras de amor quedan en el corazón y eso es lo que te transmito y la gente que te quiere. Buenas energías y mucho amor”, le decía.

Isabel le preguntaba también si la quería, y la respuesta era obvia. También se dijeron lo mucho que se echan en falta. Una conversación de una pareja enamorada que se apoya y se anima. Un subidón para la concursante que volvió a la casa con más fuerza.

Me siento muy perdida sin ti, eres la persona más bonita que tengo en mi vida, eres lo único que me importa y te amo”, fue la gran declaración de amor de Isabel a su marido.

“Eres una persona muy grande, no te dejes influenciar por las malas vibraciones, abstráete, hay buena gente dentro y diviértete”, le decía él. Isabel no dudaba en asegurar que la quiere toda la casa.

Está claro que no hay como unas palabras de amor para que una se venga arriba.

Unos cuantos enemigos

Esta llamada le ha dado fuerza, pero tiene que mentalizarse de que la convivencia en la casa no va a ser fácil, sobre todo con la llegada de Miguel Frigenti, Lucía Pariente y Adara Molinero que se han posicionado totalmente en contra de su comportamiento. Grandes enemigos que no le van a hacer la estancia agradable.

Y no sólo tiene enemigos dentro, fuera también tiene unos cuantos empezando por Alba Carrillo. Antes de entrar en la casa eran amigas. De hecho, comparten programa, Ya es mediodía. Pero la actuación de la periodista con la madre de la modelo dentro de la casa cambió completamente la percepción que tenía de ella y, de hecho, ha hecho pública su enemistad. No ha dudado en compartir un tuit pidiendo que se vaya del programa.

"Que se salven los tres repescados y se vaya el mueble caro que se apellida Rábago. Le duele mucho lo suyo, pero lo que dice ella no se acuerda. No me creo nada", escribía al día siguiente de volver su madre a la casa.

De momento, no está nominada ni ha cometido ninguna infracción grave, así que, de momento, a menos que decida abandonar, seguirá en la casa.


icono_desplegar_comentarios_2

Comentarios

icono_desplegar_comentarios_2
LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?

Escucha la radio en directo

Los40
En directo

Tu contenido empezará después la publicidad

HOY EN LOS40

PODCAST

PROGRAMACIÓN

PLAYLISTS

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad