Gigi Hadid vuelve al trabajo tras ser mamá protagonizando la portada de Vogue

En la entrevista habla sobre sus nuevas curvas, el parto natural y la experiencia de Zayn Malik

Gigi Hadid en la Paris Fashion Week de 2020/2021

Gigi Hadid en la Paris Fashion Week de 2020/2021 / Getty Images / Claudio Lavenia/

Gigi Hadid vuelve a la carga. Sus proyectos como modelo la estaban esperando después de su parón profesional para ser mamá el pasado septiembre de 2020. Ha regresado solo como las más grandes hacen: protagonizando en solitario una portada de Vogue. Un trabajo que es la guinda al pastel de vida que disfruta ahora mismo junto a los amores de su vida, Zayn Malik y su hija Khai.

La sesión de fotos deja brillar las nuevas curvas de Hadid que luce de como nunca antes la habíamos visto. “Sé que no estoy tan delgada como antes, pero también soy realista. Pensé directamente: ‘Sí, apareceré en la portada de ‘Vogue’ pero obviamente no voy a ser talla 0, ni tampoco, en ese punto, siento que necesito volver a eso’”, sentenciaba ella misma sobre su físico diez semanas después de dar a luz.

Ha aprovechado las redes sociales para hablar de esta portada tan esperada en su carrera. “¿Quién iba a pensar que estaría dando de beber a mi hija bebé su botella de la mañana mientras comparto mi primera portada en solitario para Vogue?”, empezaba escribiendo en su emotivo post.

“¡Estoy emocionada y honrada de dar mi primer paso profesional, en este nuevo capítulo de la feminidad, con este sueño hecho realidad! Khai ahora está disfrutando en su hamaca de Nemo, así que puedo escribir esto, y estoy reflexionando sobre todas las personas, recuerdos, vuelos y adaptaciones, madrugadas, noches, risas y lágrimas, contratiempos y milagros que han formado mi casi-década de moda”, continuaba la modelo.

Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida de Gigi Hadid (@gigihadid)

La entrevista

Estas preciosas imágenes van acompañadas de una entrevista en la que revela los detalles de su parto por primera vez. Este fue natural, en su casa familiar de Pennsylvania, donde su padre, madre y hermana Bella Hadid estaban presentes. Pero este no era su plan principal. Su primera idea fue hacerlo en un hospital de Nueva York, pero la pandemia cambió todo lo previsto.

“Sabía que iba a ser el dolor más bestia de mida vida. Más que una mujer, me sentía como un animal”, contaba la experiencia ella. “Ni siquiera me di cuenta de que mi hija había nacido cuando todo terminó. Estaba exhausta. Pero de repente miré hacia arriba y ahí estaba Zayn con ella en brazos. Fue un momento precioso”.

Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida de Gigi Hadid (@gigihadid)

Y aunque en un momento consideró ponerse la epidural, “la matrona me dijo que ya era muy tarde para ponerla, que lo estaba haciendo bien y que aunque estuviera en un hospital ya no había opción. Era el momento de pujar”.

Quería vivir la experiencia tal y como es porque es algo natural por la que se supone que tenemos que pasar todas las mujeres”, cuenta Gigi aun sabiendo el dolor por el que pasó.

Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida de Gigi Hadid (@gigihadid)

Eso sí, la próxima vez no será en un futuro próximo: Sé que mi madre y que Zayn están muy orgullosos de mí, pero también sé que hubo momentos en los que los miraba y en su cara solo había terror. De hecho, nada más terminar Zayn y yo nos miramos a la cara en plan ‘tenemos que darnos un tiempo antes de volver a pasar por esto’”.

 


icono_desplegar_comentarios_2

Comentarios

icono_desplegar_comentarios_2
LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?