Crónica de ‘La Pequeña Tour’ Madrid: Alba Reche vuelve a los escenarios por todo lo alto

El pasado viernes, La Riviera vivió una de esas noches mágicas que tardaremos en olvidar

Crónica de ‘La Pequeña Tour’ Madrid: Alba Reche vuelve a los escenarios por todo lo alto

Alba Reche en su anterior concierto celebrado en Madrid, en el año 2020. / Samuel de Roman / Getty

Era la cita marcada en el calendario para el reencuentro con sus fans, y por supuesto que no defraudó. Alba Reche abrió la gira de su más reciente disco La pequeña semilla en Madrid después de una larguísima espera. Ya superado lo peor de la pandemia, poco a poco comienza a reactivarse la cultura y la música de una artista (en todos los sentidos de la palabra) no podía faltar en este momento de regreso a un escenario.

La noche del viernes 16 de julio de 2021 quedará grabada para siempre en el recuerdo de quienes tuvieron el privilegio de asistir a un concierto que bien podría ser ese del que habla la letra de La dignidad. Porque aunque pase el tiempo, lo vivido en la madrileña sala La Riviera es ya inolvidable. Como no podía ser de otra manera, el show se celebró con todas las medidas de seguridad pertinentes, por lo que tan solo unos pocos centenares de personas pueden sentirse afortunadas de haber estado ahí, aunque eso sí, bien podrían haber sido muchas más a juzgar por la forma en la que coreaban a pulmón cada una de las canciones.

Mezcla perfecta de ritmo y sentimiento

El concierto comenzaba con la voz de Alba, previamente grabada, donde dejaba claro cuánto había echado de menos a sus seguidorxs. Una voz que poco a poco comenzaba a desvanecerse para dar paso a la gran protagonista de la noche, aunque no subiría ella sola. Alba Reche irrumpía en el escenario con la mejor de las compañías: su hermana y también artista Marina Reche, además de toda su banda a los instrumentos.

Pido tregua fue la canción elegida para arrancar el primer encuentro de La Pequeña Tour. Una de las canciones más destacadas del disco en el que se enmarca la gira y que llenó el recinto de emoción y sentimiento desde el primer minuto. Como en su música, el espectáculo estuvo lleno de contrastes, y no solo de ritmo, sino también entre los dos discos que Alba tiene publicados. Es por ello que la cantante continuó con Medusa, incluida en Quimera y que fue además la primera canción que conocimos de ese otro álbum, por lo que se ha convertido en una absoluta imprescindible.

No podían faltar tampoco las colaboraciones con otrxs artistas, eso sí, fielmente interpretadas por Alba en solitario con la ayuda de Marina a los coros. Ella misma pidió disculpas a lxs presentes en el show por no haberse podido traer a cantar a Cami, Sebastián Cortés o Fuel Fandango, pero es lo que tienen estos "COVID times" como reconoció. A pesar de ello, guardaba sorpresas que conocimos más adelante.

La otra pandemia

Uno de los momentos más emotivos de la noche llegó de la mano de Lux. La canción es una de las más empoderantes en todo el repertorio de Alba Reche, por lo que la artista se la quiso dedicar "a todas las mujeres que especialmente en las últimas semanas han sufrido otra pandemia", una pandemia que tiene nombres como machismo, patriarcado, homofobia, LGTBIfobia...

De su colaboración con Çantamarta en Escúchala decía que era "la canción", y el público de La Riviera lo demostró a la perfección. Durante su transcurso, Alba dejaba que fuesen las gradas quienes continuasen su letra, creando una magia que se intensificaba cada vez más y más en el ambiente.

De Peaches a Me rehúso: las sorpresas de la noche

La primera actuación inesperada de la cita la protagonizó Marina Reche. Después de que su hermana Alba hiciera los honores, el escenario pasó a ser suyo y se atrevió con una de esas 'covers' que le han hecho ganar una gran popularidad en Instagram. La canción elegida fue Peaches, de Justin Bieber, y con ella volvió a dejar claro que el arte y el buen trabajo también vienen de familia.

Pero todavía quedaban unos minutos para que hiciera acto de presencia el invitado especial de la noche. Una actuación tan sorprendente como celebrada, y es que tanto él como Alba Reche son muy buenos amigos desde hace algún tiempo. El venezolano Danny Ocean aparecía bajo los focos para ofrecer una versión única en acústico de su conocidísima canción Me rehúso.

Otrxs artistas, como Anaju, GOMZ o los hermanos Simón y Martín Vargas (Morat) también estaban presentes en el concierto, como mostraron a través de sus perfiles de Instagram subiendo vídeos de las actuaciones. Aunque la asistencia más especial para Alba no fue otra que la de su familia, como parte del público de La Pequeña Tour, y a la que dedicó su tema La culpa.

Con el ritmo de Flor alta y el guiño que le hace en ella a sus raíces, la cantante ilicitana parecía poner punto final al primer espectáculo de su recién estrenada gira, pero gracias a la insistencia del público volvió para cerrar por todo lo alto con la emoción de El desarme y un estribillo ("quédate, no quiero que te vayas") que bien podría ilustrar lo que todxs sentíamos en ese momento.

"¡Viva la madre que te parió!", se escuchaba en las gradas justo después de la despedida definitiva, y seguro que 'la Rafi' también lo llegaría a escuchar. Porque la pequeña semilla que comenzó a germinar hace tres años ya se ha convertido en una bonita flor a la que todo el mundo admira.


icono_desplegar_comentarios_2

Comentarios

icono_desplegar_comentarios_2
LOS40

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?

Escucha la radio en directo

Los40
En directo

Tu contenido empezará después la publicidad

HOY EN LOS40

PODCAST

PROGRAMACIÓN

PLAYLISTS

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad